Autoridades en Texas aún no establecen causa de muerte de Erica Hernández, hallada en vehículo en lago artificial

La mexicana Erica Hernández, de 40 años, llevaba desaparecida desde el 17 de abril; se le perdió el rastro luego de salir de la casa de una amiga

Autoridades en Texas aún no establecen causa de muerte de Erica Hernández, hallada en vehículo en lago artificial
Imagen ilustrativa de una patrulla policial.
Foto: INA FASSBENDER / AFP / Getty Images

Las autoridades en Texas aún no han establecido la causa de muerte de Erica Hernández, la madre hispana desaparecida el 17 de abril y cuyo cuerpo fue recuperado el martes en un lago artificial en Pearland.

El Departamento de Policía de Pearland confirmó el hallazgo del cadáver de la mujer desaparecida en Houston en un comunicado en sus redes sociales este miércoles.

Los restos de la mexicana fueron recuperados en horas de la noche en el interior de una camioneta GMC Acadia 2020 color negro sumergida en el lago artificial.

“El Departamento de Policía de Pearland expresa sus condolencias a la familia y a todos los afectados por esta tragedia. La investigación sobre la muerte de la Sra. Hernández sigue activa y continúa“, precisa el mensaje en la página de Facebook del Departamento.

La última vez que Hernández fue vista con vida había abandonado la casa de una amiga. Sin embargo, siguió en contacto telefónico con ella mientras se dirigía a su casa, donde Hernández vivía con sus tres hijos y su padre.

Hernández se dirigió a casa de su mejor amiga alrededor de las 9:30 p.m. para llevarle comida, y permaneció en el lugar hasta las 2:30 a.m., aproximadamente. Su amiga la escribió mensajes durante el viaje de regreso para asegurarse de que llegara bien a su destino. El último lo envió a las 3:04; Érica le replicó diciendo que estaba a unos cinco minutos de su hogar.

Cuando su amiga la escribió minutos después, no recibió respuesta.

Llamada de Érica Hernández a un teléfono desconocido

El reporte más reciente de la cadena Telemundo indica que, según los familiares de la fallecida, los registros telefónicos revelaron que del teléfono de Hernández se hizo una llamada a las 2:50 a.m. a un número que no reconocieron.

En conferencia de prensa la tarde de ayer, el portavoz del Departamento de Policía de Pearland, Jason Wells, indicó que el vehículo de Hernández pudo haber topado con un bordillo antes de caer al agua.

El médico forense deberá establecer la causa de la muerte luego de realizar los exámenes toxicológicos correspondientes y la autopsia. Wells añadió que la investigación por parte de los detectives asignados al caso aún está en su etapa inicial.

En los primeros días tras su desaparición, la policía de Houston junto al Negociado Federal de Investigaciones (FBI), señalaron a medios locales que no se descartaba que la hispana haya sido víctima de un crimen.

Cámaras de seguridad captaron los últimos movimientos de Hernández, de 40 años, con vida.

Un video desde una vivienda muestran a la mujer luego de dejar comida en la casa de un amigo el pasado 17 de abril mientras sus tres hijos esperaban en el auto.