Nueva mutación del COVID-19 podría generarse en los Juegos Olímpicos de Tokio

Expertos del Sindicato Nacional de Médicos japoneses advierten de la potencial aparición de una nueva variante del Coronavirus más peligrosa. La asociación considera que esto significaría un problema para el mundo

El inicio de los juegos está pautado para el próximo 23 de julio.
El inicio de los juegos está pautado para el próximo 23 de julio.
Foto: Franck Robichon / AFP / Getty Images

En Tokio se perdería una enrome cantidad de dinero si se cancelan los Juegos Olímpicos, esta parece ser la razón por la cual se mantiene la  orden de iniciar con el evento. Sin embargo, esto significaría un enorme riesgo mundial. Miles de atletas competirán y luego de su participación retornarán a sus países. Los expertos nipones aseguran que en el evento puede surgir una nueva cepa de COVID-19.

El Sindicato Nacional de Médicos japoneses, exigieron vehementemente la cancelación de los Juegos Olímpicos de Tokio. El gremio alegó que con el evento se pone nuevamente en peligro la seguridad mundial ante el surgimiento de una mutación, aún más peligrosa, del Coronavirus.

No podemos permitir la potencial aparición de otra mutación más peligrosa resultante de los Juegos Olímpicos”, expresó el presidente del sindicato, Naoto Ueyama, en el marco de una conferencia de prensa desarrollada en Tokio.

Ueyama explicó que puede surgir una nueva convergencia de virus, tal y como sucedió en la India, Brasil y Reino Unido. Sin embargo, esta nueva versión podría “afectar la eficacia de las vacunas o hacer que los niños enfermen gravemente. No supondrá un problema para Japón, sino para todo el mundo”.

No está de más mencionar que si esto llegase a ocurrir y el foco de contagio esté entre los atletas, significará un grave problema para las naciones que tengan que recibir a sus delegaciones una vez finalicen sus participaciones.

El presidente del sindicato criticó al Comité Olímpico Internacional (COI) y al gobierno nipón de “subestimar el riesgo y poner en riesgo a las campañas de vacunación” a nivel mundial. “La vacuna no es una cura y hemos visto que otras variantes se están propagando en países que adoptaron medidas más estrictas, como Taiwán o Vietnam”, señaló.

Finalmente, Ueyama terminó su intervención explicando que durante los Juegos Olímpicos el contexto será ideal para que se propague masivamente el COVID-19 y sus variantes. “No se  ha visto una concentración tan peligrosa (…) un experimento interesante desde el punto de vista científico, pero puede suponer el sacrificio de gente”, concluyó.

Con información de EFE.

También te puede interesar:

Juegos Olímpicos: se reveló la escandalosa cifra de dinero que perdería Japón si se cancela la competición

¿Habrá público en los Juegos Olímpicos?