Facebook “está matando gente”, acusó el presidente Joe Biden por difundir noticias “erradas” sobre vacunas en nueva ola de coronavirus

El gobierno de Biden está "en contacto regular" con las redes sociales para garantizar que se promuevan las "narrativas" correctas: "12 personas están produciendo el 65% de la información errónea contra las vacunas", dijo la vocera Jen Psaki

Facebook rechazó las acusaciones del presidente.
Facebook rechazó las acusaciones del presidente.
Foto: Justin Sullivan / Getty Images

“Sobre la desinformación de COVID, ¿cuál es su mensaje para plataformas como Facebook”, le preguntó un reportero ayer al presidente Joe Biden en los jardines de la Casa Blanca. Y su respuesta fue: “Están matando gente. Mire, la única pandemia que tenemos es entre los no vacunados y están matando gente”.

La declaración presidencial se produjo cuando salía para un viaje de fin de semana a Camp David. Y llegó justo después de que su secretaria de prensa, Jen Psaki, dijera que el gobierno de Biden está “en contacto regular” con la plataforma Facebook para garantizar que se promuevan las “narrativas” correctas, explicando su admisión del jueves de que la Casa Blanca está “identificando publicaciones problemáticas” para censurarlas.

En su conferencia de prensa diaria, Psaki dijo a los periodistas que la Casa Blanca se coordina “regularmente” con Facebook y otros gigantes de las redes sociales sobre las “últimas narrativas peligrosas para la salud pública” que el gobierno cree que deberían ser censuradas.

“Regularmente nos aseguramos de que las plataformas de redes sociales estén al tanto de las últimas narrativas peligrosas para la salud pública que nosotros y muchos otros estadounidenses estamos viendo en todos los medios sociales y tradicionales”, dijo Psaki.

“Hay alrededor de 12 personas que están produciendo el 65% de la información errónea contra las vacunas en las plataformas de redes sociales”, afirmó la vocera presidencial, sin identificar a esos supuestos individuos. Citó como ejemplo de falsedad irresponsable, la afirmación de que la vacuna de COVID-19 causa infertilidad.

Psaki también dijo que la Casa Blanca está animando a las empresas de redes sociales a modificar sus algoritmos para promover “información de calidad” y para que las plataformas actúen al unísono para prohibir a determinadas personas. Alguien “No debería ser expulsado de una plataforma y no de otras”, aseguró.

Cuando se le preguntó si se refería a que la Casa Blanca estaba identificando “áreas generales de desinformación” para censurar en lugar de “publicaciones específicas”, Psaki respondió: “Sí. También se sabe públicamente quiénes son las personas que han difundido la mayor parte de la información”.

Portavoces de la Casa Blanca no respondieron de inmediato a la solicitud del New York Post de una aclaración sobre si la Casa Blanca realmente está identificando publicaciones específicas, como dijo originalmente Psaki el jueves.

En un comunicado ayer, Facebook promocionó sus esfuerzos para informar a los usuarios sobre COVID-19 y las vacunas, diciendo que los comentarios del presidente Biden “no están respaldados por los hechos”.

“No nos distraerán las acusaciones que no estén respaldadas por los hechos”, dijo un portavoz de Facebook. “El hecho es que más de 2 mil millones de personas han visto información fidedigna sobre COVID-19 y vacunas en Facebook, que es más que cualquier otro lugar en Internet”.

“Más de 3.3 millones de estadounidenses también han utilizado nuestra herramienta de búsqueda de vacunas para averiguar dónde y cómo obtener una vacuna. Los hechos muestran que Facebook está ayudando a salvar vidas. Punto”.

ç