“Estamos declarando emergencia”, revela grabación de piloto tras pasajero que provoca terror en avión en Nueva York

El piloto del vuelo 4817 de Republic Airlines tuvo que tomar una decisión en segundos, según revela el audio de su diálogo con operadores de la torre de control del aeropuerto LaGuardia, luego de una posible amenaza de bomba que desató terror entre pasajeros

“Torre… estamos declarando una emergencia”, dice el piloto del avión 4817 de Republic Airlines, quien advirtió que aterrizaría de inmediato, antes de que le confirmaran la pista en el aeropuerto de LaGuardia, Nueva York.

La razón fue el terror que causó un sujeto que se sospechaba que tenía una bomba, pero aunque se confirmó que no fue así, el piloto y su equipo tuvieron que actuar rápido para evitar cualquier tragedia.

“Tenemos una situación aquí en la que una persona sospechosa tiene un artículo que parece un dispositivo explosivo”, dice el piloto, según una grabación recuperada por The New York Post.

El Post retoma el diálogo con uno de los operadores de la torre de control.

“Brickyard 4817, dijiste que hay un sospechoso… ¿Alguien tiene algo sospechoso?”, responde el controlador.

“Estamos aterrizando ahora mismo”, dice el piloto.

Una mujer era la compañera de asiento del sospechoso y fue quien alertó al personal del vuelo, cuando vio que el sujeto sentado a su lado “cronometraba” el vuelo, revisaba fotos de lo que parecía una bomba casera y actuó en forma errática.

“Estaba mirando fotos de lo que parecían ser bombas caseras”, dijo la mujer al Post. “Luego se puso muy errático e inquieto al final del vuelo y fue a agarrar una cámara cuando estábamos aterrizando… Fue un comportamiento muy extraño”.

El piloto dijo a los operadores dijo que todos en el avión estaban “asustados” ante las situación.

Los videos de la detención del hombre cuando apenas salió del avión se volvieron virales.

Las autoridades revisaron la aeronave y no encontraron explosivo, pero el aterrador incidente en el aeropuerto en Queens quedará en la memoria de los 76 pasajeros que tomaron el vuelo desde Indianápolis.