Thomas Müller destroza al Barcelona con una contundente y humillante crítica

“El Barça no puede afrontar nuestra intensidad. Técnicamente lo tienen todo, grandes jugadores, a nivel técnico y táctico. Pero no pueden competir a máxima intensidad en el fútbol de máximo nivel", fueron las palabras del alemán

Müller tiene al Barcelona como su cliente favorito en Champions League.
Müller tiene al Barcelona como su cliente favorito en Champions League.
Foto: Alexander Hassenstein / Getty Images

Luego de la derrota que el Bayern Munich le propinó al Barcelona, Thomas Müller, una de las figuras del encuentro, dio su opinión al respecto pero fue muy crudo con el conjunto blaugrana, pues aseguró que los españoles no pueden con la intensidad del Bayern.

El germano, que anotó uno de los 3 tantos, aseguró que el Barcelona tiene un buen equipo pero que no pueden competir a máxima intensidad en el fútbol de más alto nivel.

“El Barça no puede afrontar nuestra intensidad. Técnicamente lo tienen todo, grandes jugadores, a nivel técnico y táctico. Pero no pueden competir a máxima intensidad en el fútbol de máximo nivel”, opinó el alemán para DAZN.

El alemán también reveló que cuando se juega contra el Barcelona que presiona alto, siempre consiguen huecos para contragolpear. Situación que aprovecharon perfectamente en el partido que finalizó con un 3-0 para los germanos.

Contra el Barça siempre fluye de alguna manera. Hemos jugado bien. Lógicamente, no todo fue perfecto. Cuando juegas contra el Barça, quien siempre presiona arriba para desenvolverse, siempre encuentras huecos para nuestros extremos”, aseveró

Finalmente Müller aseguró que pudieron haber marcado más goles pero que les faltó pulir el último pase, sin embargo, catalogó el partido como divertido.

“A veces no tuvimos el timing correcto en el pase y en los desmarques. En la segunda parte pudimos haber hecho más, pero ha sido divertido”, concluyó.

También puede interesarte:

Riqui Puig fue muy criticado tras pillarlo viendo La Casa De Papel luego de la humillante goleada que le propinó el Bayern al Barcelona