El primer “hotel espacial” prevé abrir en 2027 ¿Cómo será? ¿Cuánto podría costar?

El primer "hotel del espacio" está contemplado para abrir en 2027, pero ¿qué tan caro será? Una empresa en Sacramento, que construirá dicho "resort", piensa que será bastante accesible

El concepto de la rueda giratoria fue propuesto en 1900 como una forma de generar gravedad artificial.
El concepto de la rueda giratoria fue propuesto en 1900 como una forma de generar gravedad artificial.
Foto: Orbital Assembly / Cortesía

Normalmente, la palabra “vacaciones” nos remonta a playas hermosas, enormes pistas de esquí o innovadores parques temáticos; sin embargo, en poco tiempo también podría traer a tu mente viajes cósmicos sobre colosales ruedas giratorias o espectaculares habitaciones con vista al planeta Tierra.

Esto, se podría dar muy pronto gracias a que el primer hotel espacial piensa abrir sus puertas en 2027, luego de que los viajes espaciales han comenzado a abrir la posibilidad de convertirse en comerciales y por supuesto, de placer.

La era espacial está avanzando de manera constante hacia su fase comercial, lo que permite que más empresas particulares comiencen a vender pasajes más allá de la atmósfera terrestre. En los últimos años, multimillonarios como Jeff Bezos y Richard Branson han pagado para cruzar o llegar al borde de la línea Kármán, el límite entre nuestra atmósfera y el espacio exterior.

El primer hotel del espacio

La empresa emergente Orbital Assembly Corporation (AOC) ubicada en Sacramento, ha anunciado planes para abrir un hotel espacial para 2027. Como el primero de su tipo, Voyager Station está programado para ser un complejo de lujo diseñado para albergar a 280 huéspedes y 112 miembros de la tripulación, mismo que contará con un restaurante, un bar, una sala de conciertos, un gimnasio e incluso un cine.

Conoce Voyager: el primer hotel espacial que se inauguraría para 2027
Imagen artística de cómo sería el hotel Voyager Station. (Foto: Orbital Assembly)

Tal vez para muchos, esto sonará absurdo, sin embargo, Tim Alatorre, vicepresidente de OAC y arquitecto detrás del hotel, comprende el escepticismo. Pero no pasará mucho tiempo, insiste, antes de que ese tipo de conversación sea un lugar común.

“Creo que va a ser algo normal, donde tu mamá fue al espacio, tu papá fue al espacio”, dice Alatorre. “Ser astronauta ya no va a ser algo novedoso, porque todo el mundo lo ha hecho”.

Viajes cósmicos

Durante cientos de años la idea de viajar al espacio ha cautivado a nuestros antepasados. De hecho, la estructura básica de la Voyager se basa en un siglo de teorías sobre cómo colonizar la última frontera.

El concepto de la rueda giratoria, propuesto a principios de 1900 como una forma de generar gravedad artificial, fue popularizado más tarde en la década de 1950 por el científico alemán de cohetes Wernher von Braun (la Voyager se llamó originalmente en su honor). Gracias a la fuerza centrífuga que produce, los visitantes podrán moverse con más o menos normalidad. O, como OAC lo expresa en su sitio web: “Proporcionamos gravedad”.

Video: Hotel espacial estaría listo en los próximos tres años
La rueda giratoria. (Foto: Orbital Assembly)

Al principio, su nivel de gravedad será similar al de la Luna, aproximadamente una sexta parte del de la Tierra, pero esperan hacerlo girar hasta el nivel de Marte (un tercio de la gravedad de la Tierra) y, finalmente, replicar el peso de nuestro planeta de origen.

Pero con poca investigación sobre cómo los humanos se adaptan a la gravedad artificial , quieren comprender mejor la fisiología de sus huéspedes antes de aumentar la fuerza g.

Además, para muchos, el entorno lunar es seguramente parte del atractivo. Las personas con discapacidad se enfrentarán a menos barreras físicas, mientras que las personas sin discapacidad se encontrarán capaces de hazañas atléticas de otro mundo.

Cómo será el hotel espacial

Después de despegar de la Tierra, los visitantes llegarán a un centro de acoplamiento central de gravedad cero. Desde allí, los huecos de los ascensores los llevarán hacia una cadena de “módulos habitacionales” dispuestos alrededor de la circunferencia de la estación circular. Solo allí, en el borde de la rueda, la fuerza centrífuga será lo suficientemente fuerte como para mantener a los invitados y su entorno firmemente conectados a tierra.

Paseando por los 24 módulos, que tienen un total de 125,000 pies cuadrados, encontrarán todas las comodidades antes mencionadas de este resort en el cielo. Levantarán pesas difíciles de manejar, además de disfrutar de música en vivo, degustar comidas astronómicas tradicionales y claro, disfrutar de una vista única.

Todos los resorts terrenales promocionan la belleza de sus alrededores, pero Voyager’s será verdaderamente incomparable. En las representaciones de la estación, mientras los visitantes se pasean por un interior minimalista y futurista, por lo general miran por las ventanas.

Cada escena es una variación del mismo tema surrealista: una fracción del gigantesco marco de la Tierra, azul, verde y blanco, curvándose contra el negro de un vacío interestelar.

El primer hotel en el espacio es tan apetecible como aterrador | GQ España
Cada escena es una variación del mismo tema surrealista. (Foto: Orbital Assembly)

¿Quiénes podrán ir al espacio de vacaciones?

En su sitio web, la compañía insta a los clientes potenciales a participar en la acción: “Sé uno de los primeros humanos en vacacionar en una estación espacial de lujo. Haga historia como uno de los primeros humanos en la historia en poseer bienes raíces en órbita”.

Como si estuviera promocionando una propiedad en Aspen, el sitio anuncia contratos de arrendamiento a corto y largo plazo para “villas de lujo, espacios comerciales, comerciales e industriales”, tal vez con la intención de hacer un juego de palabras.

Pero realmente… ¿quiénes son esos clientes potenciales? Después de todo, la tarifa vigente para una excursión fuera de este mundo sigue siendo exorbitante. Oliver Daemen, por ejemplo, pagó 28 millones de dólares por un asiento junto a Bezos en el espacio, e históricamente hablando, ese es el límite inferior. Por ahora, esos viajes son prerrogativa de los súper ricos.

Orbital Assembly plans to build Voyager rotating space station in 2026
Buscan que el viaje y la estancia no sea excesivamente costosa. (Foto: Orbital Assembly)

“Queremos que esta sea una elección fácil. Si quieres ir a París por una semana o quieres ir al espacio por una semana, queremos que sea una cuestión de preferencia, no de dinero”, asegura AOC que es su meta. Aunque no han mencionado los precios detalladamente, dicen que el objetivo es que una estadía en la Voyager compita con un boleto de crucero.

En términos relativos, dicen que “el resort es barato, es el vuelo lo que es caro”. Y con el desarrollo de sistemas de lanzamiento más eficientes, como el cohete Starship y el impulsor Super Heavy del fabricante aeroespacial de Elon Musk, SpaceX, el costo de cada libra puesta en órbita disminuirá.

Habría que esperar unos años más, para ver qué tan accesible realmente podrá ser ver nuestro planeta más allá de la atmósfera.


También lee:
· ¿Cuánto tiempo tardarías en llegar a Marte?
· Elon Musk dice que SpaceX llevará a los humanos a Marte dentro de solo 10 años
· Oliver Daemen, el joven que voló con Bezos al espacio le confesó que nunca ha comprado en Amazon