Los latinos sí están preocupados por el cambio climático

Estudio tras estudio demuestra que esta minoría siente los efectos de la crisis climática y busca un rol más activo para ser parte de la solución

Muchos hispanos se han visto afectados por los incendios forestales en California.
Muchos hispanos se han visto afectados por los incendios forestales en California.
Foto: LAFD

Gran parte de los latinos de Estados Unidos reconocen que el cambio climático es una preocupación importante, apoyan que se tomen medidas a nivel político para abordar el tema, aseguran que afecta a su comunidad y están dispuestos a hacer cambios en su estilo de vida por la acción climática, según una encuesta del Pew Research Center

Este estudio del Centro Pew que se publicó en octubre de 2021 arrojó que el 81% de los hispanos sostiene que el cambio climático es una de sus preocupaciones personales y el 39% dice que es una de sus principales preocupaciones personales. Esta variable -de la preocupación personal por el cambio climático- supera al de los no hispanos en un 14%.

En otra encuesta publicada por Third Way, WE ACT for Environmental Justice y GreenLatinos sobre las opiniones de las comunidades negras y latinas/x sobre el cambio climático y la transición a la energía limpia, registró que el 64 % de los encuestados está de acuerdo en que experimentan personalmente los efectos del cambio climático. Este sondeo se realizó entre el 30 de septiembre y 13 de octubre de 2021, entre 1,809 votantes afroamericanos y latinos en Nevada, Arizona, Texas, Georgia, Florida y Pensilvania. “No hay conocimiento más crucial que comprender cómo las comunidades más afectadas experimentan y comprenden el cambio climático. Dos tercios de los encuestados informaron que habían sentido personalmente los efectos del cambio climático y el 82 por ciento dijo que apoyaba el movimiento ambiental. Con esta encuesta, ahora podemos señalar datos claros sobre las prioridades de las comunidades latina y negra, capturando un llamado urgente a una política climática holística y efectiva que cree empleos bien remunerados y proteja las vidas de las generaciones futuras en el planeta. Las voces latinas y negras lo han dejado claro: el momento de la acción radical es ahora”, ha declarado Andrea Marpillero-Colomina, defensora del transporte limpio, de GreenLatinos.

Según el estudio del Centro Pew, para los hispanos el cambio climático no es solo una preocupación global y distante. Aproximadamente siete de cada diez adultos hispanos (71%) dicen que el cambio climático está afectando a sus comunidades locales.

Debemos recordar que incluso la Agencia de Protección Ambiental, EPA, por sus siglas en inglés, afirma en un informe de septiembre de 2021, que las minorías raciales en EE.UU. soportarán una carga desproporcionada de los impactos negativos del cambio climático y que concretamente los latinos tienen un 43 por ciento más de probabilidades de vivir en comunidades que perderán horas de trabajo debido al calor intenso. 

Además, la National Hispanic Medical Association, en español Asociación Médica Nacional Hispana, considera que el cambio climático representa una crisis de salud pública que las comunidades latinas y que en particular niños y ancianos, ya están sufriendo los efectos del aumento de la contaminación. “Los estudios han demostrado que los niños latinos tienen un 40 por ciento más de probabilidades de morir de un ataque de asma que sus contrapartes no latinos. También es un hecho que casi dos de cada cinco latinos viven dentro de las 30 millas de una planta de energía de carbono”, publican en un comunicado en su sitio web.

La preocupación de la comunidad hispana tiene un asidero real. Un estudio de la Universidad de Washington y la Universidad de Minnesota publicado en 2019 concluyó que los latinos y afroamericanos en Estados Unidos tienen más probabilidades de vivir en zonas con aire insalubre que los blancos no hispanos. Los vecindarios latinos son más propensos a las inundaciones según un informe de la Universidad de Arizona y de Kentucky.

De hecho Michael Méndez, profesor asistente de política y planificación ambiental de la Universidad de California, Irvin, ha advertido que una gran población hispana vive al frente del cambio climático. “La mayoría de la población latina, desde los latinos del continente hasta los puertorriqueños, son los primeros y más afectados por el cambio climático”.

Por ejemplo, los trabajadores en California han experimentado más incendios forestales y calor extremo en los últimos años y según explica el profesor Méndez esto ha hecho que grupos de derechos de los migrantes se hayan comprometido con el cambio climático. “Estas personas se están convirtiendo en una especie de expertos en desastres y cambio climático en la práctica y ahora están comenzando a trabajar lentamente a nivel regional y en todo el estado como una red para abordar los desastres”. 

“Las personas de color quieren abordar la crisis climática y proteger a las generaciones futuras. Las ideas refuerzan cuán crítico es que la Administración Biden y el Congreso cumplan con las inversiones en el clima, la energía limpia y el desarrollo de la fuerza laboral en la Ley Build Back Better. Las comunidades de bajos ingresos y las comunidades de color reconocen que una transición de energía limpia tiene beneficios tangibles, como empleos bien remunerados y que sustentan a la familia: las organizaciones de justicia ambiental deben ser un recurso y un socio estratégico para comunicar y contextualizar estos beneficios”, asegura Anastasia Gordon, Gerente de Políticas de Energía y Transporte de WE ACT for Environmental Justice. 

Johani Ponce pertenece a Latino Media Engagement de Huella Zero.

Sachamama.org