Seattle le rindió homenaje a “El Rey” Félix Hernández en una nueva postemporada

En la historia de Marineros de Seattle, existieron un sin fin de jugadores que, tuvieron la oportunidad de escribir su propia historia. Uno de ellos fue el lanzador venezolano Félix Hernández, quien este sábado fue homenajeado por el equipo al tratarse del primer encuentro de postemporada desde el 2001 como locales

El 15 de agosto de 2012, Félix Hernández se convirtió en el segundo latinoamericano en lanzar un Juego Perfecto.
El 15 de agosto de 2012, Félix Hernández se convirtió en el segundo latinoamericano en lanzar un Juego Perfecto.
Foto: Otto Greule Jr / Getty Images

Félix Hernández, fue uno de los mejores lanzadores que han pasado por los Marineros de Seattle, aunque curiosamente no tuvo la oportunidad de disputar una postemporada con el equipo de sus amores y el cual le dio la oportunidad de convertirse en un verdadero ídolo.

Sin embargo, este sábado el venezolano tuvo la oportunidad de saber lo que es estar en el montículo del T-Mobile Park en una postemporada, aunque no como jugador; sino que en esta oportunidad de se colocó la camisa con el número 34 producto de un homenaje.

Para el criollo y para Seattle, significó un momento único, ya que Hernández consiguió ser apodado “El Rey” e incluso, tuvo su propia corte en el estadio para apoyarlo durante cada presentación. Aunque, como ya se menciono, no pudo disputar una postemporada.

Durante 15 campañas, el derecho dejó récord de 169 victorias y 136 derrotas, pero eso no es todo; también tuvo la oportunidad de abanicar a un total de 2,524 bateadores en 2,729 entradas y dos tercios de labor para una efectividad de por vida de 3.42.

En cuanto a sus logros personales, Hernández conquistó un Premio Cy Young, asistió a seis Juegos de Estrellas y fue líder de efectividad en una campaña regular. Además, ha sido el último pitcher en lanzar un juego perfecto en Las Mayores.

De esta manera, el regreso de “El Rey” a Seattle significó recordar esa bonita sensación en la fanaticada, al tratarse de uno de los mejores lanzadores de la franquicia y por qué no, de toda la historia del béisbol de las Grandes Ligas.

Por último, Seattle está disputando su primera postemporada desde el 2001 y la primera como local en una Serie Divisional desde ese año. Por lo que, este sábado se vivió una increíble sensación entre los fanáticos, más allá de estar cerca de quedar eliminados por los Astros de Houston.