Nuevo giro en culebrón de Bielsa

La constructora que denunció es socia del equipo

BILBAO.- Mientras Marcelo Bielsa se toma tiempo para decidir si seguirá en Bilbao, el equipo entrenó ayer de manera regular bajo la tutela de sus asistentes. La controversia que gira desde hace dos días en torno al entrenador argentino surgió a raíz de un enfado y agresión del rosarino con el jefe de la obra que él pidió para el predio de Lezama, donde se entrena Athletic de Bilbao.

Las refacciones en el predio las realizó la empresa vasca Construcciones Balzola, a la que la dirigencia del Bilbao defendió en un comunicado, (luego de que Bielsa denunciara la obra de “estafa, robo y engaño”), ya que Construcciones Balzola es uno de los socios exclusivos de la Fundación Atlhetic Club. Según su página web, la Fundación es “depositaria tanto de los valores cultivados y difundidos por el Athletic Club” y trabaja “por el fomento la cultura rojiblanca , en la que los valores de tolerancia, convivencia, fair play y señorío están siempre presentes”.