Encarrilan a repartidores en bicicleta

Tras la campaña de educación y prueba se impondrían costosas multas
Encarrilan a repartidores en bicicleta
El repartidor de comida Joel Buch quiere que al igual que a ellos se apliquen medidas similares a los taxistas, pues a su juicio "manejan como animales".
Foto: Damaso González / EDLP

Nueva York – En un intento por mejorar las condiciones de seguridad en calles y avenidas, el Departamento de Transporte (DOT) anunció una medida que buscará educar a los propietarios de restaurantes y sus empleados que utilizan bicicletas sobre las reglas tránsito que imperan en la ciudad.

Durante una conferencia de prensa, realizadas en las inmediaciones del restaurante Lenny’s, en Manhattan, la comisionada Janette Sadik-Kham, en compañía de funcionarios electos, dijo que con la nueva medida se buscará un punto medio en donde los negocios sigan dando servicios a sus clientes y los peatones se sientan seguros al cruzar las calles y caminar por las aceras.

“Sabemos que muchos restaurantes utilizan a ciclistas para llevar a cabo su negocio y eventualmente generan empleos y pagan impuestos. Sin embargo, existen condiciones en donde los ciclistas no respetan a los peatones, se suben a las aceras y conducen en sentido contrario. Creo que necesitamos crear un ambiente de respeto y orden”, dijo Sadik-Kham.

Con la nueva iniciativa –la cual entrará en vigor a partir del lunes 16 de julio- un grupo de seis personas de DOT y de la Policía de Nueva York (NYPD) recorrerán decenas de restaurantes en la zona norte de Manhattan a fin de proveer información a los propietarios de negocios sobre las reglas de tránsito que se aplican a los usuarios de bicicletas en Nueva York.

El grupo explicará sobre la necesidad de que los repartidores de comidas cuenten con un casco protector y porten una identificación del lugar en donde trabajan. En tanto que las bicicletas deberán contar con luces y placas. Los conductores recibirán una especie de entrenamiento sobre reglas de tránsito, el respeto al sentido de las ciclovías y la importancia de respetar los semáforos.

El programa de concientización se llevará a cabo por espacio de seis meses. Posterior a esa fecha, los negocios que incurran en alguna violación recibirán multas de hasta $300. Se informó que agentes de la policía continuarán aplicando las reglas a los ciclistas, tal y como lo ha venido haciendo.

“Entendemos que los neoyorquinos quieren un servicio rápido, sobre todo en lo que se refiere a los alimentos. Sin embargo, los repartidores de comida no pueden incurrir en una violación para cumplir con las demandas de los clientes. Por eso es importante este programa”, dijo la comisionada.

La medida fue bien recibida por los mismos repartidores de comida. Joel Buch, originario de México quien trabaja en el restaurante Lenny’s, dijo que la medida no sólo ayudará a prevenir accidentes, sino que evitarán problemas con la ciudadanía. “Sin embargo, creo que también se debe concientizar a los conductores, que muchas veces manejan como animales y no respetan a los ciclistas”.

En tanto que otro repartidor, quien sólo se identificó como Joshue, dijo que luego del entrenamiento no habrá justificación y los ciclistas deberán pagar la multa. “Ni modo, así es Nueva York y hay que respetar las reglas”, dijo.