Completa la plantilla ecuatoriana

Guayaquil/EFE – Ecuador completó ayer su equipo con la llegada de Felipe Caicedo, del Lokomotiv ruso, para el partido del viernes ante Bolivia, en Quito, de las eliminatorias sudamericanas del Mundial Brasil 2014.

Caicedo fue el último de los jugadores convocados por el seleccionador ecuatoriano, el colombiano Reinaldo Rueda, en presentarse al lugar de entrenamientos del equipo, ‘La Casa de la Selección”, en la capital del país.

El resto se entrenó ayer, pero a puertas cerradas, con 23 de los jugadores llamados, entre los que destaca el centrocampista Antonio Valencia, del Manchester United inglés.

Para el delantero del Al Nassr, de Arabia Saudí, Jaime Ayoví, “la intención será ganar los dos partidos, contra Bolivia y Uruguay, para alcanzar el liderato de las eliminatorias”.

Segundo Castillo, del mexicano Pachuca, aseveró que “Bolivia, como todos los rivales en estas eliminatorias, saldrá en busca del triunfo, pues todos tenemos las mismas ilusiones -clasificarnos al Mundial- pero Ecuador procurará quedarse con los tres puntos”.

Otro de los jugadores que sueña con ser titular contra Bolivia es el defensa o extremo derecho Renato Ibarra, del Vitesse holandés, quien peleará el puesto con Juan Carlos Paredes y Antonio Valencia.

“La continuidad que vengo teniendo con mi equipo es importante en mi propósito de alcanzar la titularidad con la selección, pero Ecuador tiene un buen grupo que trabajará por el mismo objetivo- ganar”, expresó Ibarra.

Bolivia sin ausencias. La selección de fútbol de Bolivia se completó ayer con la incorporación del goleador del Gremio brasileño Marcelo Martins Moreno y el zaguero del Colón Santa Fe argentino Ronald Raldes, que será el capitán del elenco que visitará a Ecuador el viernes por las eliminatorias del Mundial 2014.

Ambos se sumaron al equipo un día antes del viaje a Quito del elenco Verde, comandando por el técnico español Xabier Azkargorta, quien la mañana de ayer descansó porque desde hace tres días está “muy resfriado”, según dijo uno de sus colaboradores.

Martins Moreno declaró ayer en rueda de prensa que está consciente de la responsabilidad que tiene como el delantero en el que están apostadas las esperanzas de gol para su país, ya que es muy probable que Bolivia juegue con un solo hombre en el ataque.

Dijo que espera responder a la expectativa que ha puesto el técnico en su capacidad ofensiva, responsabilidad que viene de la experiencia de jugar en un “club grande” como el Gremio y en un “campeonato difícil” y en una “liga fuerte” como la brasileña.

No obstante, reconoció que es complicado jugar como “delantero y jugador solitario” en la punta porque hay muchas expectativas de la gente sobre lo que puede hacer ante las oportunidades de gol, por lo que subrayó la importancia de un trabajo de conjunto.

Sobre Ecuador, comentó que se trata de un “equipo fuerte con jugadores rápidos”, ante los que hay que estar siempre atentos.

Raldes, que ha superado una fractura sufrida en enero pasado en el peroné de la pierna izquierda, dijo que se siente bien para jugar el partido ante Ecuador, que será el primero de nivel internacional después de su recuperación.

Señaló que la capitanía es una reconocimiento a su carrera pero que todos los jugadores del equipo, en el que hay algunos jóvenes, están en condiciones de convertirse en caudillos desde la posición en la que están para sumar puntos en Quito.

El delantero Diego Cabrera, del campeón colombiano Independiente Santa Fe, sostuvo que sus compañeros deben mentalizarse en que Bolivia no es “una selección débil”, sino que tiene jugadores que pueden conseguir un triunfo de visitante el viernes.