Una campaña efectiva contra el terrorismo

Además de en campañas mediáticas, la MTA ha gastado mucho dinero en mejorar las medidas para responder ante ataques terroristas.

NUEVA YORK – El undécimo aniversario del 9/11 también supone que se cumplen diez años desde que los neoyorquinos comenzaran a familiarizarse con el eslogan ‘Si ves algo, di algo’.

Este famoso lema de la campaña de la Agencia de Transporte Metropolitana (MTA) de concienciación ciudadana hacia el terrorismo, fue lanzado por primera vez en 2002, y desde entonces más de 50 organizaciones de seguridad todo el mundo, incluyendo al Departamento de Seguridad Nacional estadounidense, lo han copiado, ya que la MTA otorga licencias para utilizarlo gratuitamente.

“Se ha convertido sin duda en la campaña más exitosa de toda nuestra historia”, asegura Kevin Ortiz, vocero del departamento de seguridad de la MTA, y de origen boricua. “Nos ha permitido enlistar en las tareas de seguridad de la Ciudad a los cinco millones de usuarios que tiene el transporte público de Nueva York al día, y eso no tiene precio”.

Desde su lanzamiento hace diez años, la campaña ha contado con ocho “generaciones” de anuncios en televisión, internet, radio y carteles. Ello ha permitido que se reciban más de 30,000 llamadas al año de neoyorquinos a la línea directa (888-692-7233) que conecta directamente con la Policía para reportar bultos desatendidos en autobuses o el metro, o conducta sospechosa de algún pasajero.

“Reconozco que, por esta campaña, si me encontrase una mochila abandonada en un vagón, no me quedaría tranquila y preguntaría al resto de los pasajeros que a quién pertenece”, dice Margarita Fernández, usuaria habitual de la línea A de metro.

El eslogan ‘Si ves algo, di algo’, demostró especialmente su validez cuando unos vendedores callejeros alertaron a la Policía sobre un coche que habían dejado desocupado y en marcha en medio de Times Square en mayo de 2010, y que luego resultó ser parte de un plan terrorista.