Europa protesta contra la austeridad

Ciudadanos en países como España, Portugal, Gran Bretaña, Bélgica y Alemania salieron a las calles para protestar contra las medidas económicas.

En Lisboa, miles tomaron las calles.
En Lisboa, miles tomaron las calles.
Foto: AP

MADRID— Múltiples manifestaciones contra las medidas de austeridad tuvieron lugar el sábado en muchas ciudades europeas, incluso Madrid y Lisboa, en contra de las reducciones presupuestarias que según sostienen han empeorado la crisis financiera, al frenar el crecimiento y aumentar el desempleo.

Miles de personas marcharon hacia el centro de Madrid, a la Plaza de Neptuno, cerca del Parlamento, al grito de “¡Gobierno dimite!”, mientras que unas 15.000 personas se congregaron en Lisboa ante la delegación del Fondo Monetario Internacional al grito de “¡FMI, fuera de aquí!”.

España se encuentra en recesión desde hace cuatro años y cuenta con un índice de desempleo del 27,2%. Entre los jóvenes españoles menores de 25 años, el índice de paro es el doble.

Portugal prometió reducir su deuda soberana a cambio de un crédito de contingencia de 78.000 millones de euros (101.000 millones de dólares) hace dos años.

Hubo protestas similares el sábado en ciudades como Londres, Bruselas y Fráncfort.

En Londres, grupos ultraderechistas y antifascistas efectuaron el sábado manifestaciones opuestas para conmemorar la matanza del soldado Lee Rigby hace más de una semana. Las dos demostraciones tuvieron una concurrencia modesta, poca violencia pero decenas de arrestos.

La Policía mantuvo a unos 150 simpatizantes del Partido Nacional Británico que portaban cartelones con leyendas antiislámicas aparte de un grupo más numeroso de manifestantes antirracistas frente al Parlamento, donde los dos grupos se intercambiaron insultos y golpes ocasionales.

La Policía dijo que 58 manifestantes antifascistas fueron arrestados después de negarse a moverse para dejar que pasara el otro grupo.

Otras protestas más reducidas se efectuaron en otras ciudades británicas, pero la concurrencia fue mucho menor a la que esperaban los organizadores. Tanto los manifestantes de derecha como de izquierda fueron superados por mucho por otra manifestación frente al Parlamento, conducida por el guitarrista de Queen Brian May, para protestar por la matanza de tejones.

La Policía había rechazado un plan del PNB —que dice ser antiextremista pero al que los adversarios califican de racista y antiislámico— de marchar desde el sitio de la matanza del soldado en el sudeste de Londres hasta un centro islámico cercano.

La Policía, los políticos y los activistas han reportado un aumento en los incidentes antiislámicos desde que Rigby fue masacrado el 22 de mayo por dos milicianos islámicos.

El viernes, la familia de Rigby exhortó a la paz diciendo que “a Lee no le agradaría que se usara su nombre como un pretexto para lanzar ataques contra otros”.

Los dos sospechosos de la matanza fueron dados de alta de hospitales por las heridas sufridas en un enfrentamiento con la Policía el día de la matanza.

Michael Adebowale, de 22 años, ha sido acusado de asesinato y Michael Adebolajo, de 28, es interrogado.

Otras personas han sido arrestadas e interrogadas en conexión con el ataque y la mayoría ha quedado en libertad bajo fianza.