California debe ser líder en leyes migratorias, dice Brown

Fracaso federal migratorio impulsó las leyes, dice el gobernador de California en exclusiva a La Opinión
California debe ser líder en leyes migratorias, dice Brown
Gobernador Jerry Brown.
Foto: AP

SACRAMENTO.— El gobernador Jerry Brown quiere hacer de California no solo un líder en la lucha contra el calentamiento global y la reforma de salud, sino en migración. Por eso es que en la última semana ha hecho historia en el estado y país, aprobando casi una docena de leyes a favor de los inmigrantes, que años atrás parecían inalcanzables.

“California no solo ha tomado la delantera en migración, sino también en el combate del calentamiento global y en la puesta en marcha de la reforma de salud”, sostuvo en una entrevista con La Opinión.

El gobernador de 73 años se escuchaba entusiasta y lleno de vitalidad. “Estoy feliz porque estoy en el tercer año de mi tercer período. Algo que nadie había hecho en la historia de California. Es un profundo privilegio y quiero aprovechar mi experiencia, conocimiento y capacidades para levantar a California”, dijo vía telefónica a pocos días de cumplir 11 años como gobernador.

La primera vez que Brown fue gobernador ocurrió en dos períodos en 1975 y 1983. Y en 2011, volvió a ganar la gubernatura del estado.

El mandatario confió que se vio motivado a firmar las nuevas leyes pro inmigrantes por el fracaso federal para aprobar una reforma. “Lo hice debido a la parálisis en la Cámara de Representantes y a las tácticas de bloqueo, y porque mientras esperamos por una reforma, quiero que los inmigrantes que han pasado una difícil travesía por llegar a un terreno extranjero para alcanzar sus sueños lo hagan sin acoso y otras acciones en su contra”, dijo.

Y explicó lo que para él es un inmigrante: “Seres humanos independientemente de si son documentados o no, y dependemos de millones de ellos para trabajos tan importantes como los campos, edificios, lavado de autos, hoteles, casas. Así que firmé todas esas leyes porque ellos deben ser respetados y tener protecciones legales”.

Al preguntarle qué lo hizo cambiar de opinión, en relación con las licencias de manejo a las que se opuso siendo procurador del estado y en campaña por la gobernatura, respondió: “Estaba esperando que el Gobierno federal aprobara una reforma migratoria pero no parece que esté cerca, y como hay millones de conductores, es tiempo de legalizar su situación y darles las protecciones que las licencias les proveerán”.

Sobre la ley que aprobó para permitir que los abogados indocumentados practiquen leyes en California basado en el caso de Sergio García, dijo que la firmó porque era razonable.”Fue traído siendo niño, fue a la escuela aquí, pasó el examen de la Barra de Abogados”, señaló.

De acuerdo a Brown, está tratando de ajustar las leyes de California para que integren y tomen en cuenta a inmigrantes que han venido aquí con sus hijos o bebés y viven aquí, trabajan aquí, y van a la escuela. “Pienso que nuestras leyes actuales están desfasadas de la realidad de migración”, opinó.

Brown no quiso revelar si el año que entra buscará la reelección para un cuarto y último periodo de gobierno de cuatro años. “No tengo que informarlo hasta marzo”. Pero lo que si dejó en claro en que las nuevas leyes que firmó a favor de los inmigrantes no le garantizan el voto latino. “No tomo nada como garantía, ni el voto latino ni el de nadie “.

Eso sí, dijo que quiere todavía hacer más por los latinos.

“En un mundo en el que la gente está en un constante movimiento de Africa a Europa, de Asia hacia Latinoamérica, y hay leyes que protegen el movimiento de bienes, se tienen que producir leyes humanas y sensibles que protejan a la gente que se está moviendo”.