Exgobernador de Virginia se declara inocente de corrupción

Los fiscales del caso alegan que el republicano y su esposa aceptaron créditos y regalos por más de $165,000 de Jonnie Williams, extitular de la firma Star Scientific Inc.
Exgobernador de Virginia se declara inocente de corrupción
El juicio contra Bob y Maureen McDonnell por tráfico de influencias comenzará el 28 de julio.
Foto: AP / Steve Helber

RICHMOND, Virginia — El exgobernador de Virginia Bob McDonnell y su esposa se declararon inocentes el viernes de los cargos federales de tráfico de influencias a cambio de regalos y préstamos por decenas de miles de dólares, al tiempo que se les permitió continuar en libertad mientras comienza el juicio en su contra.

Bob y Maureen McDonnell fueron dejados el viernes en libertad sin pago de fianza, aunque el magistrado federal David Novak les ordenó no salir del país. John Brownlee, abogado del exfuncionario, dijo a Novak que los acusados ya han entregado sus pasaportes.

Evidentemente exasperado por las noticias difundidas durante meses sobre el caso basadas en fuentes anónimas, Novak hizo un enérgico llamado a los abogados de ambas partes a que no se expresen sobre el caso de corrupción en medios de prensa. Les advirtió que ese proceder infringe una regla de la corte local y podría resultar en cargos de desacato al tribunal.

“Este caso se resolverá en tribunales, no en la prensa”, expresó Novak. “El juego sucio con la prensa termina en este momento”.

El juicio contra la pareja comenzará el 28 de julio, de acuerdo con el tribunal.

Novak había pedido a los abogados principales de ambas partes que examinaran la regla con sus colegas en antelación a la audiencia. Les preguntó si lo habían hecho y si comprendían las repercusiones de infringir la regla. Los abogados respondieron afirmativamente.

Bob y Maureen McDonnell llegaron temprano tomados de la mano para su audiencia de fianza y se reunieron con sus abogados afuera de la pequeña sala judicial. Gradualmente se les sumaron una decena de parientes y simpatizantes.

El republicano se reclinó sobre el barandal e intercambió un abrazo con un par de personas antes del inicio del procedimiento, que duraría nueve minutos.

La pareja no dijo nada en la corte salvo responder las preguntas de rutina en cuanto a si entendían los cargos en su contra. Al término de este trámite, ambos subieron las escaleras hacia otra sala del tribunal donde fueron instruidos de los cargos.

El exgobernador y su esposa fueron acusados el martes de 14 cargos al cabo de una larga investigación federal sobre la relación de la pareja con el exdirector general de una compañía fabricante de suplementos dietéticos.

Los fiscales federales afirman que los McDonnell aceptaron créditos y regalos por más de $165,000 que les hizo Jonnie Williams, extitular de la firma Star Scientific Inc.

A cambio, la pareja, presuntamente, ayudó indebidamente a la promoción de los productos de la compañía de Williams, según los fiscales.