Evocan a las víctimas de atentados

Madrid/EFE — Un funeral presidido por los reyes de España y diversos actos organizados por varias asociaciones sirvieron de homenaje ayer a las víctimas de los atentados terroristas de 2004 en Madrid, en el décimo aniversario.

El 11 de marzo de ese año murieron 191 personas y 1,758 resultaron heridas como consecuencia de la explosión de diversas mochilas colocadas en varios trenes de corta distancia en Madrid en el mayor ataque terrorista sufrido en Europa.

Los actos del día comenzaron con un funeral por las víctimas presidido por los reyes de España, celebrado en la catedral madrileña de la Almudena, en el centro de la capital.

Asistieron las principales autoridades del Estado, entre ellas, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, así como representantes de las asociaciones de víctimas del terrorismo, a quienes los miembros de la Familia Real dieron muestras de cariño al saludarles.

La ceremonia estuvo oficiada por el cardenal arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Varela, quien advirtió de que “hay que estar abierto al perdón siempre, aunque sólo se pueda hacer efectivo cuando se muestra arrepentimiento sincero por los crímenes cometidos y se reparan los daños causados.”

Al funeral asistieron también representantes de otras religiones (musulmanes, ortodoxos, episcopalianos y budistas), así como embajadores de países con compatriotas entre las víctimas del 11M.

Ese día hubo muertos y heridos de diversas nacionalidades y distintas confesiones religiosas.