Retiran en EEUU carne molida contaminada con E. coli

Los productos infectados con la peligrosa bacteria se vendían en más de 10 estados

Nueva York – Las autoridades de salud de EE.UU., anunciaron este jueves el retiro del mercado de cerca de 2 millones de libras de carne molida, que podría estar contaminada con E. coli O157: H7, una peligrosa bacteria que puede causar diarrea con sangre e insuficiencia renal mortal, especialmente en niños y ancianos.

Aunque no se dio a conocer la lista exacta de restaurantes en los cuales se sospecha pudo haberse usado el alimento contaminado, el retiro incluye a varios distribuidores y empacadores de las hamburguesas tipo Angus Steak, elaboradas con carne molida de res.

El pasado lunes se había anunciado el retiro de 1.8 millones de carne molida en 4 estados del país (Michigan, Ohio, Massachusetts y Missouri), donde los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), habían identificado 11 enfermos por E. coli, incluyendo a seis hospitalizados. La carne contaminada fue distribuía por la compañía Detroit Wolverine Packing Co., con sede en Detroit.

Sin embargo, este jueves la lista subió a 10 estados y podría ampliase a otros, lo que significa el mayor retiro de alimentos contaminados en los últimos seis años, según el Departamento de Agricultura de EE.UU. (USDA).

El retiro del mercado de esta carne fue clasificado por el Servicio de Seguridad e Inspección de Alimentos del USDA, como “Clase I”: una situación de peligro para la salud en la que existe una probabilidad razonable de que el uso del producto causará consecuencias adversas y graves a la salud o la muerte.

“Esta cepa de E. coli es una de las más peligrosas”, dijo en un comunicado Caroline Smith DeWaal, Directora de Seguridad Alimentaria del Centro para la Ciencia en el Interés Público. “Es poco frecuente que tengamos un gran brote de E. coli en estos días, pero cuando sucede, es muy grave, y puede enviar a un gran número de víctimas al hospital”.

El E. coli es un grupo de bacterias que vive en los intestinos de los animales y, de acuerdo con los CDC, ciertas cepas causan enfermedades gastrointestinales en los seres humanos, con síntomas tales como dolor abdominal y diarrea. Se estima que unas 265,000 infecciones ocurren en EE.UU. cada año.

Las personas generalmente se enferman de tres a cuatro días después de la ingestión de la bacteria y se recuperan por sí solos. Los niños pequeños, las mujeres embarazadas, los ancianos y las personas que tienen sistemas inmunitarios debilitados (como los pacientes con cáncer o VIH), tienen un mayor riesgo de enfermarse gravemente y de fallecer.

Ahora que se acerca el fin de semana largo del ‘Memorial Day’, y la gente se prepara para realizar parrilladas al aire libre, las autoridades recomiendan revisar y cocinar muy bien la carne, con el fin de matar las bacterias y prevenir una infección.

Se sugiere cocinarla por lo menos a 160° F o 70˚ C. Para determinar con mayor precisión que la comida esté bien cocida, se recomienda el uso de un termómetro. Cuando consuma hamburguesas en restaurantes, asegúrese de que las mismas hayan sido cocidas completamente (well-done).

Otra manera de evitar la enfermedad, según el CDC, es lavándose las manos antes y después de preparar los alimentos, y evitar la contaminación cruzada de las tablas de cortar, mostradores y utensilios, lavándolos con agua caliente y jabón.

También lávese las manos adecuadamente después de ir al baño y después de entrar en contacto con animales, debido a que en cualquier lugar puede haber rastros de heces.

Y, mientras el USDA está en proceso de retirar la carne las tiendas, se pide a los consumidores que devuelvan o desechen los productos que hayan comprado y que tenga el código EST.2574B, cuya fecha de producción sea del 31 de marzo a 18 de abril de 2014.

Aunque la carne molida contaminada se vende en varios estados del país bajo diferentes marcas, procede en su mayor parte de la distribuidora Wolverine Packing Company en Detroit.