Rousseff pide apoyo

El que quiera tener razón y habla solo, de seguro logrará su objetivo. Frase de Johann Goethe

Sao Paulo, Brasil/EFE

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, le pidió ayer a los aficionados del país que apoyen a la selección que disputará a partir de hoy el Mundial y la ayuden a conquistar su sexto título.

“Ahora comenzó el partido y lo que tenemos que hacer es usar todo de lo que dispongamos para hinchar y ayudar a la selección, así como cuando uno tiene miedo del avión y se agarra fuerte para que el avión no caiga”, afirmó la mandataria en un pronunciamiento en vísperas del partido Brasil-Croacia, que dará inicio a la competición en Sao Paulo.

“Tenemos que apoyarlos [a los jugadores de la selección]. Vamos a buscar nuestro sexto título mundial, vamos a buscar nuevamente la Copa”, agregó la jefe de Estado en el discurso de inauguración del primer trecho del metro de Salvador.

Rousseff aprovechó el pronunciamiento para volver a defender las inversiones del Gobierno en el Mundial y hacer frente a las manifestaciones que protestan contra supuestos desvíos de recursos públicos, por los altos gastos en la competición o por el país tener otras prioridades.

“Si hubo algún gasto indebido, quien lo hizo lo pagará. La fiscalización lo va a identificar”, afirmó.

Por su parte, el capitán de la selección brasileña, Thiago Silva, expresó su deseo que la inconformidad social que se vive en el país no empañe la Copa del Mundo.

“Espero que sea un Mundial tranquilo”, dijo el jugador, que no defiende que se reivindiquen con protestas violentas las mejoras en materia de educación, transportación pública, economía y servicios de salud