Test: ¿Sabes ser feliz?

La felicidad es un camino que marca, sin duda, tu actitud ante la vida y el bienestar con que la vives.
Test: ¿Sabes ser feliz?
La vida está llena de altibajos, pero puedes vivirla feliz y en bienestar.
Foto: Shutterstock

¿Recuerdas aquella canción que interpretaba Celia Cruz titulada “La vida es un carnaval”? Su concepto era básicamente uno: “La vida es una hermosura y hay que vivirla” en plenitud y bienestar.

Para hacerlo, es necesario que sepas reconocer esos momentos de felicidad. Contesta este test y descubre qué tan lejos puedes lanzar la red para atraparlos.

1. La crisis no deja de hacer de las suyas, por lo que tú y tu pareja tuvieron que cambiar el destino de la luna de miel a uno más económico, ¿cómo te cayó la noticia?

a) Odio que pase esto, pero me alegra saber que al regresar no tendremos ninguna deuda.

b) ¡Como bomba! Siempre pensé que seríamos completamente felices hasta que hiciéramos ese viaje, ahora quién sabe cuando lo lograremos.

c) No me impacta. Estoy segura de que en Europa o en Uruapan, seré completamente feliz con él.

2. Con anticipación invitaste a tu mejor amiga a tu boda, que será fuera de la ciudad y aunque ella puso todo su esfuerzo no podrá acompañarte, ¿qué haces?

a) Le insisto para vaya, pero si no se puede, ya veremos juntas el video de la boda.

b) Me enojo con ella, incluso hasta me pondré a valorar nuestra amistad, eso no se le hace a una amiga.

c) Entiendo sus razones, y sé que aún cuando físicamente no esté conmigo, estará presente.

3. Buscaste un aumento de sueldo, pero por un tema de presupuesto no fue posible dártelo, tú:

a) Te desilusionas y piensas que quizá sea el momento de volar a otros cielos.

b) Si las cosas están así, trabajaré sólo para lo que alcance a cubrir el sueldo que me dan.

c) Aunque sí me afecta económicamente, valoro otras ventajas que tengo y espero que pronto se solucione a mi favor.

4. De pronto parece una epidemia: por todos lados, malas noticias, ¿cómo afecta esto tu forma de ser?

a) En ocasiones me desanimo y pienso que nada vale la pena, no obstante, basta con despertar cada día para descubrir una oportunidad para avanzar.

b) Me uno a la idea de la canción de José Alfredo Jiménez: “La vida no vale nada”.

c) Creo que lo mejor que uno puede hacer ante esto, es tener una buena actitud y pensar que no hay mal que dure cien años.

5. Tu mamá te organizó una reunión para anunciar tu boda, pero cuando empiezas a recibir a los invitados, te das cuenta que muchos no te caen bien, ¿cómo actúas?

a) Con mala actitud, aunque conforme transcurre el tiempo, descubro cosas positivas en ellos y me empiezo a divertir.

b) ¡Qué horror! En la primera oportunidad que tengo me desaparezco y por supuesto, me quejo con mi pareja.

c) Como no todos somos moneditas de oro, mejor me relajo y trato de pasarla muy bien.

Si tan sólo le abrieras la puerta completa a lo positivo que tiene cada episodio de tu vida, lograrías llegar a un estado de plenitud. No pongas en duda que el mundo está lleno de maravillas que vale la pena disfrutar, será suficiente una mejor actitud y lograrás pescar más momentos de felicidad.

Vives creyendo que para ser feliz es necesario alcanzar ciertos estándares, pero es necesario que le des el justo valor a cada cosa. Para quienes lo hacen, la recompensa es invaluable: son seres capaces de convertir la adversidad en un motivo de crecimiento y aprendizaje, ¡sígueles la pista!

Para ti, la vida sí que es un carnaval. Nada que suceda a tu alrededor tiene la fuerza para robarte esa forma que tienes de verla, por eso te es posible gozar al máximo y transmitirle a las personas que te aman, esa misma actitud. Esto produce que ellos se sientan tranquilos de externarte lo que sea, pues aun cuando lleguen a desanimarse, saben que en ti encontrarán una fuente de entusiasmo.

Colaboración de Fundación Teletón México

“El compromiso es una decisión, no un acto obligado”

bojorge@teleton.org.mx