El musical “Hamilton” es demasiado “hot” para el Internet

Una historia magistralmente escrita, contada a ritmo de rap, hip hop y sólida coreografía, Lin-Manuel Miranda sigue bateando récords en Broadway y online
El musical “Hamilton” es demasiado “hot” para el Internet
No hay quien detenga a Lin-Manuel Miranda y su banda rapera en Hamilton. Foto cortesía Joan Marcus.
Foto: Joan Marcus / Joan Marcus

Hoy en día, Lin-Manuel Miranda es el Rey Sol -absoluto- de Broadway y su musical “Hamiltontoo hot para el ciberespacio.

Este joven Newyorican, flamante ganador del -wow!- MacArthur Genius (un premio que solo se entrega a lo excepcional entre lo más sobresaliente y que viene con una bolsa de $625,000 USD) cada noche pulveriza récords con su rapeo histórico sobre el patriota Alexander Hamilton.

Desde principios de 2015, cuando “Hamilton” debutó en Joe’s Pub y tras la posterior subida en Broadway, el comentario generalizado en Nueva York ha sido, medio en broma, medio en serio, medio con resignación, que estamos ante la obra de Broadway más exitosa en los últimos tiempos pero que nadie puede ver y por la que habrá que seguir esperarando para disfrutar en vivo y como bien mandan los dioses del teatro. (A propósito, dicen que los boletos están sold-out hasta julio de 2016).

El martes 5 de enero, la -tan esperada- lotería online de boletos Ham4Ham colapsó  –kaput!– cuando más de 50 mil ansiosos fans incluyeron sus nombres en el sitio Broadway Direct para -tratar de- ganar las codiciadas entradas. Y como la canción de Marc Anthony, yo trato, trato y trato pero no consigo, durante todo el día los fans solo recibían mensajes desalentadores que aumentaban la tristeza de quienes vienen esperando durante largos meses: “Hola María…Desafortunadamente no fuiste seleccionada para recibir boletos para… “

Atento a lo que sucede en la Tuitesfera, Lin-Manuel -como es su costumbre- se tomó el glitch y los empujones virtuales con buen humor y así lo reportó via Twitter diciendo a sus fans: “Ay…les recuerdo cordialmente que si bien en Hamilton tengo muchos trabajos, ninguno está en el departamento de tecnología”.

Cuesta hacer teatro, y más llegar y triunfar en Broadway. Recientemente figuras como Sting tuvieron que levantar campamento debido a la escaza acogida de su musical “The Last Ship”.

Para “Hamilton”, en cambio, pareciera que no hay Everest ni zenith ni límite a la vista. ¿Cuánto ha recaudado? No sabemos exactamente, pero en julio pasado, rumba al estreno en Broadway, se vendieron ¡$32 millones en boletos!

Este relato-rapeo sobre Alexander Hamilton, uno de los fundadores de la patria, primer secretario del Tesoro y fundador del tabloide New York Post, es éxito es total por todos lados: en ventas de boletos, asistencia de público, cobertura de prensa, aplauso de la crítica, de la Casa Blanca con Obama y su familia declarándose “fans-in-Chief”, de los intelectuales y los políticos (¿ya lo vio Donald Trump?), las celebridades, todos…

A Miranda lo atrapó la historia de un inmigrante (Hamilton) que trabaja, lucha y se reinventa en la tierra de los sueños, EEUU, y llega a lo más alto del poder político.  ¿Que diría Hamilton de este renacimiento de su nombre y legado? ¿Se lo imaginan rapeando con Lin-Manuel sobre el escenario?

De vuelta al tema entradas…

La truncada venta “online” se resume hoy miércoles Día de Reyes, en la vereda de Richard Rodgers Theater (46th St en Times Square) desde las 4:30pm y continuará por el resto de la semana.

Hay tradiciones que nunca cambian. Entre tanta abundancia tecnológica, a veces hay que volver a lo básico y real.