Violan, matan y queman a menor para vengarse de padre narco

Documentos judiciales revelan detalles del horrendo crimen de familia mexicana en Houston
Violan, matan y queman a menor para vengarse de padre narco
De acuerdo con las autoridades, el padre de Adriana lideraba una organización de trasiego de drogas.
Foto: (Internet)

Documentos judiciales revelan que el asesinato de Adriana Coronado (14) pudo haber estado ligado a una venganza por supuestos vínculos del  padre de la menor César Vladimir Coronado con el narcotráfico.

Medios nacionales e internacionales reseñaron este jueves que el hombre, quien también fue asesinado, estaba asociado a actividades ilícitas junto a  José Jaime Solís Jr., quien se encuentra detenido en Houston bajo cargos de posesión y distribución de drogas.

Los nuevos detalles surgen de documentos sellados por una orden de allanamiento en la vivienda de Solís en el condado Montgomery  que fueron desvelados por las autoridades.

De acuerdo con los documentos, las muertes habrían sido resultado de una operación fallida de tráfico de drogas, el 9 de octubre de 2015,  en la que se decomisaron 16 kilos de cocaína y $48,000 en efectivo. Ese día, Coronado intentó cruzar la frontera hacia México sin éxito. Se cree que el padre de la menor traficaba grandes cantidades de cocaína de Laredo hasta la ciudad texana.

adriana
(Internet)

El informe confirma que la adolescente no sólo fue asesinada, sino violada y, posteriormente, quemada junto a su padre. Cerca del cuerpo de la niña, investigadores recuperaron casquillos de bala 9mm y una toalla que contenía vellos púbicos y semen.

En el apartamento de la familia, detectives se toparon con sangre en la cama de la menor y huellas de zapatos ensangrentados. Además, incautaron un documento de una citación federal para un conductor de la empresa de autobuses Tornado que terminó en las manos de Solís. Los investigadores examinan si el hoy acusado dejó el documento por error en la vivienda o si intentaba enviar un “mensaje desconocido”.

Coronado, según los documentos, era un miembro con mucho poder en la organización de trasiego de drogas.

Aparte de Solís y Coronado, Ramón Hipólito Sánchez – quien fue detenido en Laredo, Texas, bajo cargos relacionados con tráfico de drogas– también está asociado al grupo delictivo, alegan los investigadores.

Agentes de la DEA, presuntamente, buscaban  a Sánchez y a Solís desde febrero pasado. Son personas de interés en el caso.

Se cree que Solís es el individuo que aparece en un video de cámaras de seguridad huyendo del área donde quemaron la camioneta de Coronado.