Clásico Mundial 2017: Estados Unidos, la novena aburrida pero efectiva

El equipo de las barras y las estrellas asegura que disfruta a su manera, aunque no celebran de una forma tan efusiva como las novenas latinoamericanas
Sigue a El Diario NY en Facebook
Clásico Mundial 2017: Estados Unidos, la novena aburrida pero efectiva

El receptor puertorriqueño Yadier Molina no ha sido tímido a la hora de mostrar sus emociones.

Cada vez que completa una jugada exitosa, el capitán de la selección nacional agita las manos a la misma vez que deja salir de su boca algunas expresiones coloquiales que distinguen a los boricuas.

No obstante, celebrar efusivamente en el terreno no es algo que acostumbran a realizar las estrellas de Estados Unidos. “Es nuestro estilo. No somos tan extravagantes como eso”, dijo el jardinero central Adam Jones.

“Pero podemos ponernos así si ustedes quieren. Podemos. Pero no es nuestro estilo”.

El jugador de los Orioles agregó que la escasez de festejos no significa que no se estén divirtiendo. Simplemente, no es cultural para ellos desbordarse apasionadamente como los pitchers de la novena patria cuando logran un ponche para acabar una entrada, o al dar un out en las bases, al estilo de Javier Báez.

“Hay muchos países distintos y cada uno muestra su emoción y pasión en diferentes maneras. No tengo problema con eso”, expresó por su parte Jim Leyland, dirigente de Estados Unidos.

“Nuestro equipo no brinca mucho en el terreno como otros. No me importa que hagan los otros equipos. No me importa lo que haga el otro dirigente. Me ocupo de mis jugadores, como se desempeñan, como juegan el juego. Nunca piensen que Estados Unidos no tiene pasión porque no tenemos los suficientes fanáticos y no somos lo suficiente ruidosos, como otros países”, agregó el veterano dirigente.

Contrario a Estados Unidos -sin jugar aún en una final del Clásico-, Jones resaltó la expectativa en los países latinos de cara al torneo, que se celebra cada cuatro años.

Desde que Puerto Rico fue subcampeón en el 2013, la Isla ya pensaba en lo que se podía presentar en el 2017 para ganar el campeonato que se escapó en la final frente a República Dominicana. Ya había esperanza de presentar una plantilla de ensueño ante el desarrollo de los peloteros como Carlos Correa, Francisco Lindor y Báez.

“Aquí en los estados, es una moda distinta. No estoy diciendo que es más o menos. Es solo que tenemos diferentes cosas que hacer”, indicó Jones, quien confesó que disfruta de cómo las representaciones de Puerto Rico y República Dominicana gozan del éxito que han tenido en el Clásico.

Jones añadió que en el equipo de Estados Unidos existe pasión y deseo de ganar. “Solo brota en nosotros de diferentes maneras”, recalcó.