Steve Bannon recibe “una sopa de su propio chocolate” sobre Rusia

El exjefe de asesores de la Casa Blanca está en la mira de un gran jurado
Steve Bannon recibe “una sopa de su propio chocolate” sobre Rusia
Desde que dejó la Casa Blanca, Bannon ha enfrentado varios conflictos.

El fiscal especial Robert Mueller citó al exjefe de asesores de la Casa Blanca, Steve Bannon, la semana pasada, además de que debió rendir testimonio ante el Congreso, sobre la intervención de Rusia en las elecciones de EEUU en 2016.

El exestrategia del presidente Donald Trump estaría de esta forma recibiendo “una sopa de su propio chocolate”, ya que según el libro “Fuego y furia: dentro de la Casa Blanca de Trump”, Bannon afirmó que Donald Trump Jr. estaría siendo “tronado como un huevo” por los investigadores.

Bannon estaba en el Congreso testificando ante el Comité de Inteligencia de la Cámara cuando se supo que Mueller había emitido la citación para que testifique ante un gran jurado, informó el New York Times.

El exasesor ha tenido un inicio de año muy ajetreado y nada envidiable, ya que ha sido relegado en el Partido Republicano, tras perder el proceso electoral en Alabama con Roy Moore; tener que ofrecer disculpas al presidente Trump tras las revelaciones del libro y dejar la presidencia de Breitbart News.

Durante meses, Bannon insistió en que las investigaciones sobre posibles conexiones entre la campaña de Trump y el Kremlin nunca le darían problemas.

Incluso alardeó de que nunca necesitaría un abogado, señaló el Daily Beast, pero las cosas se han complicado para él.

Ahora el abogado William Burck asesora a Bannon y también representa al consejero de la Casa Blanca, Don McGahn, y al antiguo jefe de gabinete de la Casa Blanca, Reince Priebus.