Denuncian que andamios en edificios de NYCHA son nido de delincuentes

Residentes de las viviendas públicas Chelsea-Elliot Houses en Manhattan aseguran que aumentaron los delitos en sus edificios desde que colocaron esas estructuras de construcción

Denuncian que andamios en edificios de NYCHA son nido de delincuentes
Luz Concepcion. Inquilinos de NYCHA en Chelsea se quejan de la inseguridad y la falta de limpieza.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

Luz Concepción vive hace más de 20 años en el complejo de viviendas públicas Chelsea-Elliot Houses, en Manhattan, y asegura que la delincuencia ha aumentado en los últimos meses, generando temor, especialmente entre los inquilinos mayores quienes prefieren no reportar hechos criminales. La inquilina, quien también es una activista, denuncia que actos de vandalismo, venta de drogas, robos y riñas en los proyectos, ubicados entre las calles 25 y 27, y donde viven unas 3,000 personas de bajos recursos, están escalando. Una de las razones, según ella y otros vecinos, son los andamios que NYCHA ha desplegado alrededor de los edificios para adelantar obras y que han sido dejados allí por mucho tiempo.

“Desde el fin del verano pasado comenzaron a instalar los andamios, supuestamente que para sacar el asbesto de los edificios, y no solo pusieron en riesgo a los inquilinos, porque ni siquiera avisaron, sino que además convirtieron esto en un nido de delincuencia”, aseguró la puertorriqueña, más conocida como ‘Curly’, quien afirmó que NYCHA ha ignorado las quejas. “Las cámaras están tapadas con esos andamios y aquí se meten, rompen las puertas, dañan el Intercom. Detrás de esos andamios hacen sus porquerías, se esconden ahí. Hace poco a una señora la asaltaron, le quitaron la cartera y el dinero y salieron de los andamios”.

La boricua asegura que la preocupación llegó a niveles tan alarmantes, que incluso hace unos meses llevó sus quejas directamente a oídos del alcalde Bill de Blasio, durante una reunión que sostuvo el mandatario con los residentes de Chelsea, pero aún no ha visto soluciones.

“Él me dijo que hablara con el capitán del precinto, que hiciera el reporte y que nos iba a ayudar, y así lo hice, pero todo sigue igual”, dijo la inquilina, quien defiende la labor de la Ppolicía. “No es culpa del NYPD, porque cada vez que llamo o voy al precinto, ellos vienen a chequear y cooperan, pero estamos peleando para que hagan más presencia y para eso, el Alcalde tiene que darle a los capitanes más recursos y la gente para que pueden estar aquí más tiempo”, agregó ‘Curly’.

Andamios son el problema

Gregorio Serrano, quien vive en el proyecto hace 43 años y quien enviudó hace siete meses, también tiene las mismas preocupaciones y comparte la teoría de que los andamios aumentaron los problemas.

“Aquí duró un andamio como cinco años y no sé por qué se tardaban tanto. Hay mucha delincuencia y eso es en todos los pasillos. Ahí se meten a fumar y a vender (marihuana) y la Policía pasa y mira, pero como no los cogen en el acto, no pueden hacer nada”, dijo el puertorriqueño. “Es imposible de creer, pero arreglan las puertas correctamente, y al otro día ya están dañadas por los vándalos. Le dan patadas para entrar a buscar droga”.

El adulto mayor plantea que una de las soluciones sería tener presencia policial permanente, como solía ocurrir hace varios años, para ponerle freno a la delincuencia, y criticó la falta de unión de los inquilinos al momento de denunciar. “A veces ni el Alcalde ni la Policía tienen la culpa. La culpa la tiene la misma gente, pero creo que si hubiera un poquito de más vigilancia, tal vez se arreglaría un poco esto, pero si no le ponen atención, se puede poner peor”.

Los residentes que no denuncian confiesan que no lo hacen por miedo a represalias, pero coinciden en que el mayor problema de Chelsea-Elliot Houses, es la venta de droga, pues a veces se ve a tantos compradores “haciendo fila como si estuvieran esperando el queso”.

Una residente mayor, quien por protección prefirió reservarse el nombre, confesó que siente mucha inseguridad y aseguró que ya ni siquiera se atreve a salir en la noche por miedo a ser asaltada.

Luz Concepcion (izq.) y Gregorio Serrano. Inquilinos de NYCHA en Chelsea se quejan de la inseguridad y la falta de limpieza. (Foto: Mariela Lombard)

“Es mejor no decir nada, pero esto aquí está muy feo. Nos tienen jodidos, especialmente con la venta de droga porque se vienen muchos de afuera y peor por esos andamios”, comentó la dominicana. “El problema es que la Policía no ve lo que pasa porque todo el crimen aquí ocurre por dentro o ahí escondidos, pero basta con caer una noche por sorpresa y entrar a varios apartamentos y van a ver lo que van a encontrar”.

Un panorama diferente

Pero el NYPD tiene una radiografía totalmente diferente a lo que dicen los vecinos. Según reportes de la Uniformada, la criminalidad en Chelsea-Elliot Houses cada vez es menor, y así lo respaldan sus estadísticas, que dejan ver que en lo que va corrido del 2018, prácticamente ha habido cero delincuencia, a excepción de una violación, mostrando una tendencia a la baja. Entre el 2016 y el 2017 en los edificios de Chelsea Houses se registró una reducción de la delincuencia de 44%, pasando de 18 incidentes a solo 10, mayormente relacionados con lesiones personales y robos. En Elliot Houses, en el mismo período la disminución del crimen fue de 23%, pasando de 17 a 13 incidentes. Lo que sí aumentó fueron las violaciones sexuales: el año pasado hubo 2 casos y en 2016 ninguna. La Policía no suministró ningún dato relacionado con venta de drogas o detenciones por posesión de estupefacientes.

Pero otra inquilina de estos proyectos de Manhattan, inaugurados entre 1947 y 1964, aseguró que las cifras de la Policía no reflejan “la pesadilla” que tienen que soportar los residentes y que una cosa es lo que se ve por fuera y otra lo que viven adentro.

“A los viejitos nos han dejado expuestos ante estos muchachos que vienen aquí a meter vicio y a vender drogas”, aseguró la mujer, recalcando que otro problema es que en ciertas unidades que supuestamente son solo para personas mayores, están viviendo inquilinos no autorizados y varios han convertido los apartamentos en expendederos de droga.

Luz Concepcion. Inquilinos de NYCHA en Chelsea se quejan de la inseguridad y la falta de limpieza. (Foto: Mariela Lombard)

Alicka Ampry-Samuel, presidenta del Comité de Vivienda Pública del Concejo Municipal coincidió con los inquilinos en que los andamios en los desarrollos de NYCHA son muy problemáticos para la seguridad de los residentes y pidió más presencia policial.

“Los residentes tienen derecho a conocer los horarios de construcción y el NYPD debería trabajar para tener patrullajes dedicados en los andamiajes dentro de sus sectores”, comentó la concejal. “Tenemos políticas implementadas que se enfocan en estos problemas de seguridad continuos y el Concejo continuará trabajando con los residentes para garantizar la eliminación expedita”.

Corey Johnson, presidente del Concejo y representante del distrito donde queda Chelsea-Elliot Houses, no emitió ningún comentario ante las quejas, tras varias solicitudes.

NYCHA se defiende

Valeria Munt, vocera de NYCHA, defendió a esa agencia y aseguró que la mayoría de los andamios ya se han desmontado tras haber culminado las obras y el resto se irá retirando según lo permita el clima. Además agregó que aunque la Oficina de Seguridad no está al tanto de las quejas de los residentes sobre venta de drogas o agresiones cometidas en las instalaciones, el tema de la seguridad sigue siendo una prioridad que van a revisar.

“Si bien el crimen ha bajado un 24% en el último año, continuaremos haciendo una evaluación para determinar si necesitamos mejorar aún más las medidas de seguridad en el sitio”, dijo la funcionaria de NYCHA. “La seguridad de nuestros residentes es primordial y seguiremos trabajando con nuestros socios en la aplicación de la ley en torno a todos los problemas de seguridad pública en este lugar”, recalcó la vocera de NYCHA, al tiempo que pidió a los residentes que estén preocupados por actividades ilícitas que se comuniquen con el NYPD o notifiquen a la oficina de Administración del complejo.

Luz Concepcion. Inquilinos de NYCHA en Chelsea se quejan de la inseguridad y la falta de limpieza. (Foto: Mariela Lombard)

Munt agregó que hay un total de 104 cámaras instaladas en el complejo de vivienda que prestan servicio, pero reconoció que encontraron una cámara que tiene su campo de visión oscurecido por los andamios instalados, algo que se comprometieron a resolver inmediatamente.

Salvador Duran no tiene gas. Inquilinos de NYCHA en Chelsea se quejan de la inseguridad y la falta de limpieza.  (Foto: Mariela Lombard)

Por otro lado, más de medio centenar de residentes del complejo están enfrentando la suspensión del gas desde hace casi un mes, y NYCHA les suministró una mini-estufa que ha sido insuficiente, como asegura el inquilino Salvador Durán, quien lleva décadas viviendo allí con su esposa. “Nos tienen ahorcados con este problema porque ha tocado salir a comer afuera y no nos alcanza”, dijo el dominicano.

Sobre el incidente, NYCHA mencionó que hubo un problema con las líneas de gas de una torre de 21 apartamentos, que ya fueron reemplazadas en febrero pasado, y ahora falta que Con Edison verifique esta semana que no haya filtraciones para restablecer el servicio inmediatamente.

Datos de Chelsea-Elliot Houses: