Uno de cada cuatro millennials en Estados Unidos es hispano

El cambio generacional en el país tendrá impacto en diversos ámbitos
Uno de cada cuatro millennials en Estados Unidos es hispano
Los jóvenes hispanos son parte del cambio generacional en EEUU.
Foto: Archivo / EFE

Estados Unidos vive una especie de cambio racial-generacional imparable, ya que aunque los blancos aún suponen una mayoría, el 56% de la población, otros grupos sociales toman fuerza, ya que el 21% de los jóvenes entre 22 y 37 años son hispanos (catalogados como raza, no como grupo social), un 13% afroamericanos y un 7% asiáticos.

El Pew Reseach Center ha publicado un nuevo estudio en el que se destaca el cambio racial que se está produciendo en el país, lo que indica que la próxima generación será aun más diversa.

De este análisis se extrae que los millennials, jóvenes entre 22 y 37 años, son la generación adulta más diversa hasta la fecha. Más de un cuarto de la sociedad que comprende estas edades son hispanos, mientras que un 13% son afroamericanos y un 7% asiáticos. Esto deja a los blancos en un 56%.

Este dato ya es sorprendente en aislado. Sin embargo, si se compara con la distribución étnica que se observaba en las generaciones nacidas entre 1920 y 1964, los Silent y los Boomers, donde el porcentaje de los llamados blancos suponía un 70% de la sociedad, el dato asombra más.

Este descenso de 14 puntos porcentuales es un claro síntoma del cambio étnico-generacional que vive Estados Unidos.

Este cambio generacional se percibe también en la percepción que los grupos de edad tienen sobre el racismo en Estados Unidos. Si se tiene en cuenta la opinión general, según este estudio, el 49% de la sociedad afirma, por ejemplo, que las personas de raza negra que no pueden salir adelante son responsables de su condición. Un porcentaje similar, un 41%, opinan lo contrario afirmando que es la discriminación racial lo que no permite a la raza negra salir adelante.

Este dato muestra grandes diferencias desde el prisma generacional. El 52% de los millenials apunta a la discriminación racial como la razón principal por la que muchos negros no pueden avanzar, un 40% de los Xenos, los nacidos entre 1977 y 1983; comparte esta misma opinión. Entre los nacidos en el Baby Boom, un 36% cree que el racismo es una barrera que impide avanzar a este grupo racial. En todos estos grupos, el porcentaje a favor de esta idea creció considerablemente entre 2016 y 2017.

No lo hizo de igual manera entre la generación Silent, en la que sólo un 30% de la población opina que la discriminación social es una barrera, frente al 28% que lo creía el pasado año.

Si se toma de vista el punto de vista de la raza, se concluye que los no blancos son más propensos que los blancos a admitir que la discriminación racial es el factor principal que frena a los afroamericanos. Sin embargo, volviendo a las generaciones, más millennials blancos que blancos de grupos de edad mayores expresan esta opinión.

Asimismo, la mitad de los millennials blancos dicen que la discriminación racial es el motivo principal por la que muchos negros no pueden salir adelante, un porcentaje 15 puntos porcentuales por encima de cualquier generación anterior.

Estas diferencias no sólo se presentan en temas relacionados con raza y grupos sociales. Los diferentes pensamientos entre generaciones también tienen una lectura política.

De la encuesta realizada por el Pew en el primer año de mandato de Donald Trump, se destaca que solo el 27% de los millennials aprueba su desempeño, mientras que el 65% lo desaprueba. En generaciones más adultas los porcentajes varían; se observa que entre la Generación X, el 36% aprueba la labor de la Administración Trump y el 57% la desaprueba.

Destaca el cambio con la Administración Obama ya que tras su primer año en el cargo, el 64% de los millennials aprobaba su gestión y el porcentaje disminuía al 55% entre la Generación X.