El Bronx pide a los jóvenes que sean agentes de lucha contra la violencia de armas

Líderes y autoridades de ese condado se sumaron al foro ‘Ni Una Muerte Más’ (Enough Is Enough), promovido por El Diario, Univision 41 y el presidente Rubén Díaz J.r, para analizar una problemática que en 2018 ya ha dejado allí más de 50 muertos

La violencia con armas de fuego sigue siendo uno de los problemas más preocupantes en El Bronx, como lo dejan ver más de medio centenar de homicidios perpetrados en tiroteos, en lo que va corrido del 2018. Y en su afán por encontrar más herramientas para seguir reduciendo la criminalidad en esa parte de la Gran Manzana, el presidente de ese condado, Rubén Díaz Jr., representantes de otras autoridades locales y del NYPD, sostuvieron un foro comunitario en el que hicieron un llamado a los jóvenes a ser parte de la solución para combatir la violencia.

Ustedes tienen que cambiar la mentalidad, porque si no lo hacen, la violencia va a continuar”, fue el clamor del presidente de El Bronx durante la reunión ‘Ni Una Muerte Más’ (Enough Is Enough), auspiciada por El Diario, Univision 41 y otros medios de comunicación, a la que asistieron casi un centenar de jóvenes y otros miembros de la comunidad. “Vamos a seguir dándoles los recursos, pero vamos a ser honestos, hay una mentalidad y sicológicamente la juventud como que se cree que hay que pelear y eso no debe ser así”, agregó Díaz, destacando la importancia de que la juventud se esté involucrando más en la lucha contra las armas.

“Cuando muchos de aquí fueron a Washington, en la marca del mes pasado, no fueron a pedir tecnología para sus escuelas o computadoras, sino que estaban peleando por sus vidas… no se dejen intimidar (…) ha llegado el momento de hacer una diferencia”, agregó el líder político.

El jefe del condado recordó que cuando tenía 17 años y vivía en El Bronx, hubo 653 homicidios en un año y mencionó que aunque el año pasado la cifra fue de 72 y “no hay nada para celebrar porque hay familias que han perdido a sus hijos”, el trabajo que se ha hecho allí tiene a esa parte de la ciudad más segura que antes y no hay que dar tregua en esa lucha.

Asimismo, Darcel Clark, fiscal de El Bronx, mencionó que la presencia de los jóvenes en este foro fue “inspiradora” para aquellos que trabajan la justicia penal y destacó que la juventud debe acercarse a las autoridades a compartir sus posturas y opiniones sobre la manera de solucionar el problema de armas que ataca al condado, de manera especial.

“Es terrible que los estudiantes tengan que ir a las escuelas llenos de miedo. Ustedes son la diferencia y son vitales para pasar el mensaje de que piensen antes de agarrar una arma”, dijo Clark, destacando que aunque en buena parte la reducción del crimen en el condado ha sido en parte por las leyes más estrictas de armas que hay en el Estado, el Gobierno Federal necesita hacer su parte.

“Estamos cansados de la violencia”, aseguró uno de los jovencitos que participó del evento, a los que Jason Wilcox, jefe de detectives de El Bronx respondió con un llamado a los jóvenes a sumarse a los esfuerzos de todos los frentes.

“Necesitamos comunicación, coordinación y su apoyo”, dijo el delegado de la Policía. “Estamos aquí para protegerlos pero necesitamos escuchar de ustedes”, destacó el oficial, advirtiendo que aunque los tiroteos han disminuido en El Bronx en 81% desde los 90’ “en el NYPD no nos quedamos en ese logro y seguimos continuamente y constantemente trabajando”.

Casi un centenar de jovenes asistieron al foro comunitario ‘Ni Una Muerte Más’ (Enough Is Enough), auspiciada por El Diario, Univision 41

Luisa Herrera, de la Oficina de Seguridad y Desarrollo Juvenil del Departamento de Educación, también se sumó al llamado y reiteró que para frenar la violencia de armas es vital que ellos se sumen a la tarea. “La seguridad en las escuelas empieza en ustedes”, dijo la funcionaria.

Jennifer Paéz, directora de alcance de los programas de ayuda emocional y mental de la Ciudad, THRIVE, advirtió que existen 54 programas para que los jóvenes y la comunidad en general se beneficien. “Pueden llamar, textear o chatear confidencialmente, 24 horas al día sobre recursos que hay en la comunidad, sin importar su estatus migratorio”, recalcó la funcionaria, invitando a los jóvenes a comunicarse con la línea 1 (888) 692-9355.

Al terminar el foro de dos horas, donde más de una docena de jóvenes manifestaron sus interrogantes, Ydelisa Fraguada, estudiante de 11 grado, aseguró que es hora de que los chicos de su edad asuman un rol más activo en la lucha contra la violencia.

“Creo que los muchachos tenemos que empezar a tomar mejores decisiones y asegurarnos de que todo está en nuestras manos y sé que con el apoyo de las autoridades vamos a hacer un cambio en el condado”, dijo la adolescente.