La soledad autoinducida

Si se sustituye irreflexivamente la interacción con el entorno, nos convertimos en lobos solitarios, incapaces de expresar sentimientos y de convivir en sociedad
La soledad autoinducida
En nuestro camino emocional, haciendo uso del mindfulness, debemos crear redes sociales (de verdad, y no solo virtuales) que nos permitan disfrutar del intercambio con los demás, /Shutterstock
Foto: Shutterstock