Kits de pruebas de agresión sexual con saldo favorable

El programa promovido por el fiscal de Manhattan tiene un costo de de $ 38 millones comenzó en septiembre de 2015

NUEVA YORK.- El fiscal de distrito de Manhattan, Cyrus R. Vance, Jr., anunció ayer los resultados de la iniciativa que lidera su oficina para probar kits de pruebas de agresión sexual, conocidos como “kits de violación”, en estados de todo el país.

El programa que tiene un costo de de $ 38 millones comenzó en septiembre de 2015 y desde entonces  se han probado más de 55,000 kits en 32 jurisdicciones que abarcan 20 estados, ha logrado más de 18,803 perfiles de ADN y fueron ingresados en el Sistema de Índice de ADN Combinado (CODIS) de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI).

De acuerdo a información facilitada por el fiscal de Manhattan, hasta la fecha, la inversión ha producido 186 nuevos arrestos y 64 nuevas condenas, incluidas 47 condenas por agresión sexual, así como la eliminación o casi eliminación de los atrasos en Arkansas, Georgia, Kentucky, Michigan, Dakota del Norte, Ohio y Oregón.

“Probar cada kit de violación es nuestra mejor práctica y nuestro imperativo moral, tanto para asegurar que los sobrevivientes reciban el apoyo y la acción que merecen, como para garantizar que estos retrasos nunca vuelvan a suceder”, dijo el fiscal Vance.

Vance destacó que con la inversión de $ 38 millones, se ha comenzado a rectificar lo que ha sido un trágico fracaso del gobierno y la aplicación de la ley en todos los niveles: una denegación sistemática durante décadas de la igualdad de derechos para las mujeres en el sistema de justicia.

“Como sabemos por nuestra experiencia en la eliminación de los retrasos en los casos de violación en la Ciudad de Nueva York, las pruebas de estos 55,000 kits continuarán produciendo nuevas investigaciones, arrestos y procesamientos en ciudades y estados de todo el país durante los próximos años”.

El fiscal de Manhattan agregó que los flujos de fondos son necesarios para poner fin al retraso de los procesos de investigación, pero no son suficientes, dijo.

“Los estados también deben reescribir sus leyes. Hoy hacemos un llamado a los estados de todo el país para que ordenen las pruebas oportunas de los kits de violación y eliminen los estatutos de limitación por agresión sexual”.

El anuncio precedió a una cumbre de un día de duración, donde se analizaron los resultados y lecciones del programa de eliminación procesos atrasados en casos de violación, en el que participaron sobrevivientes, expertos y defensores de todo el país. Los panelistas discutieron el compromiso de las víctimas, la sostenibilidad y la reforma legislativa.