Arzobispo de Nuevo México la emprende contra la Santa Muerte

"Es una perversión"

Devotos de la Santa Muerte visitan su altar en CDMX.
Devotos de la Santa Muerte visitan su altar en CDMX.
Foto: EFE

Un arzobispo de Nuevo México resiente que cientos de católicos rindan culto a la Santa Muerte.

De acuerdo con un reporte de la agencia AP, el arzobispo de Santa Fe John Wester cree que la gente es engañada en su veneración a la muerte y que se trata de algo en contra de las enseñanzas de la iglesia.

“Nuestra devoción es por el Dios de la vida”, dijo Wester a la agencia de noticias. “Creo que se trata de la gente buscando. Un síntoma de la búsqueda de respuestas”.

El culto a la Santa Muerte es de origen prehispánico que vivió un sincretismo con valores cristianos. En México creció de gran manera en las últimas cinco décadas y las comunidades inmigrantes en Estados Unidos siguen sus pasos. Altares a la Santa Muerte son comunes en viviendas y pequeños negocios de la Unión Americana.

Las denuncias católicas contra la Santa Muerte son comunes en México y Centroamérica. Ahora es el turno de jerarcas de la iglesia en Estados Unidos. Wester se suma a Mark Seitz, obispo de El Paso,  Michael Sis, obispo de San Angelo, en el grupo de denunciantes del culto.

“Debe ser evitado por completo. Es una perversión a la devoción hacia los santos”, dijo Sis a AP.

Según el artículo, otros jefes de la iglesia han preferido evitar el tema para dar prioridad a la defensa de los inmigrantes. El culto a la Santa Muerte es asociado a los traficantes de drogas y otros criminales.