Rafa Márquez alista su regreso al fútbol y vive pegado a la pelota

El "kaiser" azteca revela que le faltó tiempo para plasmar su proyecto en el Atlas
Rafa Márquez alista su regreso al fútbol y vive pegado a la pelota
Rafa Márquez quiere estudiar en Europa y volver al negocio del fútbol
Foto: Agencia Reforma

A una semana de su salida del Atlas, Rafael Márquez siente que le faltó tiempo para plasmar su proyecto.

Con camisa blanca, porque promociona el partido Compromisos por La Paz, Márquez  valoró lo que aprendió en nueve meses como presidente de los Zorros.

“Creo que (falta compartir) todo mi conocimiento. Quizá tuve muy poco tiempo para lograrlo en Atlas, pero ahora eso que trabajé durante mucho tiempo también me abre puertas en distintas partes del mundo y, en su momento, las aprovecharé”, comentó Márquez, en entrevista con CANCHA.

“Intentaré disfrutar de este tiempo libre porque, la verdad, no he tenido vacaciones, tiempo de estar más con mi familia y ponerle más atención a mis negocios. Es un poco de reflexión y veremos más adelante de qué manera volverme integrar a esto del futbol, porque es de lo que he vivido prácticamente toda mi vida”.

El cinco veces mundialista aseguró que le gustó ser directivo, pues ve de una manera global lo que pasa en los equipos, aunque también la cancha lo apasiona.

“No soy conformista y trato siempre de abarcar lo más posible. En la parte directiva intento llevar mi mensaje a más gente, quizá como entrenador sería a sólo un grupo de personas. A veces sí me llama la atención más estar dentro de la cancha y llevar este mensaje, que en un escritorio”.

Márquez quiere estudiar en Europa y volver al negocio del futbol.

“Ahora que estuve un poco en el tema de directivo me metía un poco más a la cancha para ayudar a jugadores y al cuerpo técnico, y tratar de darles ese conocimiento que tengo y que pueda servir al desarrollo de los entrenadores y los mismos jugadores. Estoy abierto a cualquier cosa, aprendí algunas, pero me falta desarrollarme en otras”, aseguró.

FACTOR MENTAL

Entre los factores que Márquez buscará trabajar en el futbol es la mentalidad de los jóvenes.

“Hay un valor y creo que es el más importante: intento siempre promulgar en todos los sentidos la cuestión mental. Más allá de la cuestión deportiva o los talentos que tú puedas desarrollar o trabajar, la parte más importante es la mental.

“Hoy los jóvenes se conforman con ser un poco famosos, estar en el primer equipo o ganar unos cuantos pesos, cuando hay 10 escalones más arriba para conquistar algo más importante”.

EL CAMBIO

Rafa consideró que la revolución que siempre ha querido hacer en el futbol mexicano es compleja, pero se mostró satisfecho con la abolición del pacto de caballeros y el avance la Asociación de Futbolistas Profesionales.

“Tengo el deseo y las ganas, pero, obviamente, es complicado, por cómo se maneja el futbol mexicano”, agregó.

“Se ha luchado en distintas ocasiones para conseguir lo que se ha conseguido y eso va a beneficiar al futbol, mientras sea parecido a lo que se vive en otros países.

Desafortunadamente, aquí no podemos crecer a la velocidad de las Ligas de otros países, pero poco a poco se intentará hacer lo mejor para el beneficio del futbol”.

CONOCIDO

Márquez sabe que tiene las puertas abierta en Europa, algo que aligera su proceso de crecimiento académico.

“Es una gran satisfacción. Me costó mucho, mucho trabajo ganarme ese respeto, ese nombre que puede ser conocido en algunas partes del mundo. Hoy todavía tengo amistades con algunos con los que pude convivir y trabajar en aquel momento. El sacrificio y el esfuerzo me han valido como para tener las puertas abiertas en distintas intuiciones y países”, expresó.

COMO UN BÁLSAMO

Rafael Márquez ve el partido Compromiso por La Paz, a beneficio de la Fundación Scholas Occurrentes, como un bálsamo, después de que su nombre fue vinculado por el Departamento del Tesoro de EU con una red de lavado de dinero.

“Eso quiere decir que mi persona, que mi nombre, no significa lo que en algún momento me asignaron y que, gracias a los valores, forma de ser, carácter y cómo me he portado fuera de las canchas me ha valido como para tener este tipo de oportunidades y que se pueda reconocer”, dijo Márquez.

“También tener el respaldo de una persona muy importante a nivel mundial, como el Papa Francisco, desde luego que para mí fue una satisfacción y, sí, un bálsamo para también darlo a conocer en todas partes del mundo, ya que fui muy criticado en su momento”.

El partido se jugará el sábado 8 de junio en el Estadio Jalisco. Un organizador del evento informó que van 10 mil boletos vendidos.

“Me siento afortunado de haber tenido toda esta trayectoria, esta oportunidad, este talento y, sobre todo, mentalidad, porque no ha sido fácil.

“La verdad, estoy satisfecho de lo que me ha dado la vida y no hay nada con qué retribuirle; al contrario, tengo siempre el compromiso de ayudar a los que más lo necesitan, tratar de dar todo este conocimiento que tuve durante toda mi trayectoria a generaciones que vienen”, expuso.