Tragedia en Brownsville aumenta presión por medidas contra la violencia en Brooklyn

El NYPD todavía buscaba a dos sospechosos de disparar contra una multitud durante un festival vecinal provocando un muerto y 12 heridos
Tragedia en Brownsville aumenta presión por medidas contra la violencia en Brooklyn
Escena del parque en Brownsville donde el sábado hubo un tiroteo, que dejó un muerto y 12 heridos.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

El Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York (NYPD) ya había tomado notas de las alarmantes cifras de violencia que se han registrado este año en vecindarios del norte Brooklyn, pero un nuevo caso, la balacera con saldo de un muerto y 12 heridos registrada el sábado en Brownsville, impulsó a funcionarios electos, activistas y vecinos, a exigir medidas más drásticas para poner un alto al fuego en este condado.

“La horrible violencia con armas de fuego que experimentamos en medio del Festival Old Timers Day refleja una verdadera crisis de salud pública en nuestra ciudad. Quiero dejar claro que este incidente no define a Brownsville. Este barrio quiere vivir sin temor a la violencia, en paz y seguridad”, expresó el presidente de Brooklyn Eric Adams.

De acuerdo con las estadísticas más recientes del NYPD, este vecindario, a diferencia de sus áreas vecinas en el norte del condado como Crown Heights, por ejemplo, estaba experimentando una caída en reporte de tiroteos. En la comisaría 73 que incluye a Brownsville, hasta el 21 de julio, hubo 16 incidentes de disparos, en comparación con 22 en el mismo período en 2018 y 55 en el mismo período de 2010.

Adams exigió al alcalde Bill di Blasio, invertir más recursos en sistemas de manejos de crisis y el programa Cure Violence, que usa tácticas de intervención temprana, para prevenir incidentes de violencia con armas de fuego antes de que ocurran.

La congresista Ivette Clarke, del Distrito 9 que incluye justamente esta comunidad en Brooklyn, exhortó a sus “colegas en Washington”, a que finalmente dejen de lado la política para promulgar una legislación de sentido común, para prevenir la violencia con armas de fuego.

“Ninguna persona debe tener miedo de asistir a eventos de su comunidad”, dijo Clarke a medios locales.

Entre tanto, Corey Jhonson, presidente del Concejo Municipal, reiteró “que la mejor manera de combatir el crimen es a través de un esfuerzo coordinado que involucre a muchas agencias de la Ciudad. Nosotros nos sentimos orgullosos de financiar importantes medidas contra la delincuencia, como programas de interrupción de la violencia”.

Hechos traumáticos

A propósito de este nuevo tiroteo que tuvo como blanco un evento público, organizaciones como Neightbors in Action (Vecinos en Acción) en Brooklyn, que ofrece soporte a las víctimas de la creciente violencia en este condado, están preparados para iniciar jornadas especiales de asesorías, para que las comunidades puedan superar estos hechos que podrían ser traumáticos.

“Como uno de los equipos de gestión de crisis de la Ciudad, estamos listos para apoyar a nuestras comunidades en Brownsville, prestando soporte a través de nuestros mensajeros creíbles, así como soporte emocional, con un equipo de especialistas. Debemos evitar que venza la violencia y que nuestras comunidades estén traumatizadas,” indicó Brian Cunningham, Director de Proyectos de Vecinos en Acción

 

¿Qué se sabe del tiroteo en Brownsville?

  • Hasta el cierre de esta edición, no se habían realizado arrestos relacionados con este ataque registrado el pasado sábado. En las últimas horas la Uniformada había intensificado la comunicación con las comunidades y los asistentes que participaron en el evento Old Timers, para que compartan videos y fotos que permitan la captura de dos sospechosos.
  • Si sabes de algún dato que pueda ayudar con la captura de los responsables de las detonaciones puedes escribir a crimestoppers.nydonline.org.
  • James O´Neill, comisionado de NYPD, subrayó que la hipótesis que se mantiene, como causa del tiroteo es “la acción de pandillas en Brooklyn“.
  • Doce personas resultaron heridas, siete hombres y cinco mujeres.
  • Un hombre de 38 años murió de una herida de bala en la cabeza.
  • Seis de los heridos fueron dados de alta, uno de los hospitalizados está en situación delicada.