Noticia falsa sobre arresto de madre de niña desaparecida en NJ corre como pólvora

La recompensa por dar con el paradero de Dulce María aumentó este viernes a $35,000 dólares
Noticia falsa sobre arresto de madre de niña desaparecida en NJ corre como pólvora
La niña, de 5 años, desapareció en un parque de Nueva Jersey.
Foto: (Suministrada / Policía de Bridgeton)

La información que circuló en las redes sociales y que en horas se convirtió en un globo sonda sobre el arresto de la madre de la niña hispana secuestrada en Nueva Jersey Dulce María Alavez es falsa, informó el sábado la Oficina del Fiscal del Condado de Cumberland de ese estado.

“Esta publicación es FALSA. La familia de Dulce María Alavez continúa cooperando con esta investigación. Ni su madre ni nadie más ha sido arrestado por acciones relacionadas con la desaparición de Dulce”, según un comunicado de la fiscalía.

“Cada vez que alguien publica un rumor falso como este, desvía nuestra atención de hacer todo lo posible para localizar a Dulce. Todavía estamos buscando todos y cada uno de los contactos que nos pueden llevar a localizar a Dulce”, dejó clara la misma oficina.

Mientras tanto, el miedo al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) está complicando aún más su búsqueda pese a que la recompensa aumentó este viernes a $35,000 dólares.

La niña, de 5 años, desapareció el lunes en un parque de Nueva Jersey.

Su madre, Noema Alavez Pérez, de 19 años, la llevó junto a otros niños al Bridgeton City Park, y la dejó marchar hacia un área de juegos, con un helado en la mano, mientras ella terminaba de sacar del auto al resto de menores.

Unos 10 minutos más tarde, según su relato, se encontró a su hijo de 3 años llorando, con el helado en el suelo, y ni rastro de Dulce María. “Pensé que nada más estaba jugando a las escondidas, que estaba jugando en el bosque”, explicó.

Pero, al no hallarla, media hora después telefoneó a la policía.

Los investigadores sospechan que fue secuestrada por un individuo de constitución delgada, sin vello facial, de piel clara, probablemente hispano, que calzaba zapatillas anaranjadas y vestía pantalones rojos y camisa negra.

La atrajo supuestamente hasta una camioneta roja con ventanas tintadas, en la que la introdujo por una puerta lateral corredera. La niña vestía una playera amarilla, pantalones a cuadros blancos y negros, y sandalias blancas.

“Necesitamos la ayuda de todos”, ha indicado la asociación gremial PBA de la policía estatal. “El tiempo es nuestro enemigo”, ha afirmado por su parte los investigadores, tras cinco días de búsqueda infructuosa con agentes, helicópteros, perros entrenados y buzos.

“La niña puede haberse encontrado con alguien, un adulto, que se ganara su confianza”, ha dicho Robert Lowery, vicepresidente del Centro Nacional de Niños Desaparecidos o Explotados.

Primero se la buscó en el parque, por si se hubiera extraviado. Ahora se la busca en todo el estado, y pidiendo toda la ayuda ciudadana que sea posible.

“Si saben algo, que nos ayuden para encontrar a mi nieta, no tengan miedo de la policía, por favor, reporten lo que saben a la policía”, pidió su abuela, Norma Pérez.

Ese miedo a las autoridades migratorias es un posible obstáculo a la hora de reportar pistas (aunque el FBI las acepta de forma anónima). De hecho, el novio de la madre, Edgar Martínez, mexicano indocumentado de 27 años, ha sido interrogado y, aunque no se encuentra detenido por la policía, sí parece estar bajo custodia de ICE, según el diario New York Post.

El padre de la niña ha regresado a México, según este medio.

(Editado por Olga Luna)

https://platform.twitter.com/widgets.js

https://platform.twitter.com/widgets.js

https://platform.twitter.com/widgets.js