El coronavirus da un nefasto récord al estado y la ciudad de Nueva York

La enfermedad ubica al estado como el mayor afectado del país con más de 700 contagiados. El Gobernador dispone el cierre de las escuelas, mientras el alcalde evalúa declarar la ciudad en cuarentena
El coronavirus da un nefasto récord al estado y la ciudad de Nueva York
Un hombre con una máscara protectora pasa junto a una Apple Store cerrado, en la Quinta Avenida de Manhattan.
Foto: EFE / EPA / JUSTIN LANE / EFE

NUEVA YORK.- Aunque a través del estado las temperaturas mediaron los 55 grados Fahrenheit, el cielo estuvo azul y ya se podía apreciar en algunos parques la floración propia que anuncia el arribo de la primavera, el panorama desatado por el incontenible avance del coronavirus le daba al estado y a la ciudad de Nueva York, un panorama sombrío.

Esto se confirmó con el anuncio del gobernador Andrew Cuomo de que el estado de Nueva York se convirtió en el foco principal del coronavirus en el país, con 729 casos registrados.

El número de casos en la Gran Manzana superó los 300, anunció el alcalde Bill de Blasio este domingo y reveló dos nuevos fallecimientos, con lo que la ciudad de Nueva York suma 5.

Los recién fallecidos fueron identificados como un hombre de 78 años y una mujer de 53 años.

A través de una rueda prensa virtual transmitida vía satélite e Internet, destacó que el incremento de casos es el resultado del aumento de la capacidad del estado para realizar las pruebas. De los 729 casos positivos, hay 137 personas hospitalizadas, de las cuales 65 están en cuidados intensivos (UCI) y de ellas, 46 entubadas.

El gobernador Cuomo ratificó su llamado al Gobierno federal a aumentar la capacidad hospitalaria porque el 80 % de las 3.000 camas de cuidados intensivos en el estado de Nueva York están ocupadas.

NYC en cuarentena

Entre tanto, el alcalde Bill de Blasio dijo que evalúa poner en cuarentena la ciudad de Nueva York, ya que los casos de coronavirus en la ciudad se dispararon esta semana y en pocos días podrían alcanzar los 1,000.

En una entrevista con CNN, De Blasio explicó que la decisión de cambiar el estatus de la ciudad dependerá también de la organización del Gobierno federal.

“Cualquier opción está sobre la mesa en una crisis. Nunca habíamos visto algo así… La situación está cambiando cada hora, por lo que constantemente tomaremos nuevas decisiones”, comentó el alcalde al tiempo de agregar que el recuento de casos en la ciudad aumentará a 1,000 en los próximos días, aunque por el momento son 300, de los 729 en todo el estado.

De acuerdo con el alcalde neoyorquino, la ciudad necesita que el Gobierno federal se haga cargo del cambio de suministro en las actuales circunstancias.

“En este momento tenemos que asegurarnos de que los lugares en este país que necesitan más ventiladores, máscaras quirúrgicas, desinfectantes para las manos, responden a una dinámica federalizada donde las fábricas que producen esos productos están en turnos de 24 por 7”, explicó De Blasio.

El alcalde fue más allá y destacó que la Administración del presidente Donald Trump debe asumir que la crisis generada por la pandemia es “el equivalente a una guerra”, por lo que las medidas deben ir en esa dirección.

“Si el gobierno federal no se da cuenta de que esto es el equivalente de una guerra, no hay forma de que los estados y las localidades puedan hacer todos los ajustes que necesitamos”, justificó.

Frenar la propagación del virus

El gobernador Andrew Cuomo amplió sobre las acciones que considera, son necesarias para contener el rápido esparcimiento del virus a través del estado

“Debemos ralentizar la propagación del virus a un ritmo que el sistema sanitario pueda gestionar. No podemos impedir que la gente se infecte”, declaró el gobernador, que no descartó reevaluar al alza las imposiciones de reducción de densidad de población que ya están en marcha en Nueva York, como impedir reuniones de más de 500 personas, pero no consideró necesario “cerrarlo todo”, como sí han pedido algunos funcionarios de la ciudad.

“Si los negocios no aplican la ley, o si los números siguen creciendo a este ritmo, me pondré más agresivo con las regulaciones obligatorias. Hoy les he pedido que voluntariamente cierren sus puertas, cierre su restaurante, cierre su gimnasio”, dijo el gobernador.

Cierre de escuelas

En una decisión que era esperada por los neoyorquinos, en la tarde del domingo el gobernador Andrew Cuomo anunció el cierre de las escuelas en la ciudad de Nueva York y los condados de Westchester, Nassau y Suffolk a partir de este lunes.

A través de un comunicado el primer ejecutivo estatal dijo que la ciudad debe tener un plan en funcionamiento dentro de las 24 horas para garantizar que los niños que dependen de las comidas escolares, continúen recibiendo apoyo y los padres, especialmente los trabajadores de atención médica críticos y el personal de emergencias, tienen acceso a cuidado infantil.

“Cualquier cierre de la escuela debe hacerse teniendo en cuenta estas contingencias para que los niños no sufran daños y nuestros hospitales no tengan poco personal; de lo contrario, por arreglar un problema, creamos otro mayor”, dijo Cuomo.

El gobernador Cuomo que las escuelas cerrarán esta semana en un esfuerzo por limitar la propagación del nuevo coronavirus o COVID-19.

“Nuestro objetivo es frenar la propagación del virus a un ritmo que el sistema de salud pueda manejar, y una de las formas de hacerlo es reducir la densidad”, dijo el gobernador Cuomo.

Cerrar las escuelas es una buena idea, comento el gobernador, pero insistió que hay que anticipar y corregir cualquier consecuencia no deseada.

“Tenemos que asegurar haya cuidado infantil adecuado, especialmente para los trabajadores de la salud y los socorristas que son padres de niños pequeños”.

El presidente del Concejo, Corey Johnson, y el contralor de la ciudad Scott Stringer, se habían pronunciado en favor de que se cierren todos los servicios no esenciales de Nueva York para que haya un “distanciamiento social más estricto” incluyendo el cierre del sistema escolar de la ciudad.

En ese sentido coincidió la presidenta interina del condado de Queens, Sharon Lee, quien apoyó el cierre de las escuelas públicas de la ciudad de Nueva York en prevención de la rápida propagación del coronavirus COVID-19.

“Insto encarecidamente a todas las familias de Queens, en términos inequívocos, a mantener a todos los niños fuera de la escuela esta semana”, dijo Lee.

Johnson: “Debemos actuar rápidamente”

El presidente del concejo Corey Johnson instó a los neoyorquinos a actuar rápidamente para mitigar el impacto del coronavirus / COVID-19 en la ciudad de Nueva York.

“Debemos ser audaces, pero también debemos estar preparados. Necesitamos asegurarnos de que las empresas afectadas, como los restaurantes, puedan sobrevivir y que los empleados sean atendidos hasta que volvamos a la normalidad”, dijo el edil.

Johnson insistió en que las empresas tienen costos que deben cubrirse sin importar qué: alquiler, servicios públicos, pagos de préstamos, seguros e impuestos. “Necesitamos ayudarlos a mantenerse a flote. La Ciudad debe hacer lo que pueda de inmediato, incluida la suspensión del pago de tarifas, multas e impuestos”.