Beneficiarios de Seguro Social serían de los primeros en recibir segundo cheque de estímulo si es aprobado

Es importante que los recipientes hayan suministrado la información para depósito directo al IRS

Beneficiarios de Seguro Social serían de los primeros en recibir segundo cheque de estímulo si es aprobado
Unos 64 millones de estadounidenses recibieron cheques de Seguro Social en el 2019, la mayoría retirados.
Foto: Shutterstock

Los beneficiarios de programas del Seguro Social en Estados Unidos serían de los primeros en recibir un segundo cheque de estímulo en caso de que sea aprobado.

La rápida recepción del dinero dependería, sin embargo, de que el recipiente haya suministrado su información de depósito directo al Servicio de Rentas Internas (IRS).

Durante la primera ronda de pagos en virtud de la ley CARES aprobada en el Congreso estadounidense en marzo pasado, la oficina recaudadora de impuestos envió la mayoría de los pagos en un periodo de tres meses. De los 159 millones de pagos de impacto económico, 120 millones se procesaron electrónicamente mediante depósito directo.

Como parte del proceso, a los beneficiarios de programas del Seguro Social como fondos por jubilación o discapacidad del Seguro Social (SSDI) e Ingreso Suplementario de Seguridad (SSI) que sometieron los datos bancarios a la agencia, se les dio prioridad. Luego de los depósitos a cuentas bancarias, el IRS comenzó a procesar los cheques en papel.

Durante la primera ronda, sin embargo, algunos estadounidenses de la población anterior no obtuvieron el cheque a tiempo, ya que el IRS no contaba con su información personal porque no están obligados a declarar impuestos.

Debido a lo anterior, el IRS incluyó a este grupo entre los elegibles para utilizar la herramienta en línea “Non-filers” para reclamar el cheque de estímulo adeudado.

En resumen, la clave para que un cheque de estímulo llegue más temprano es que la persona se inscriba con el IRS para depósito directo independientemente sea considerado parte de un grupo prioritario.

Aunque no se vislumbra que una segunda ronda de pagos a individuos y familias llegue antes de fin de año, nuevos cheques de estímulo siguen siendo una posibilidad una vez el presidente electo Joe Biden juramente al cargo.