¿Cuáles son las mejores comidas para disminuir los dolorosos síntomas de endometriosis?

La endometriosis es una condición ginecológica que deteriora la calidad de vida de las mujeres y puede causar infertilidad. El estilo de vida y la nutrición son pilares fundamentales en un buen control, descubre cuáles son los alimentos más recomendados

¿Cuáles son las mejores comidas para disminuir los dolorosos síntomas de endometriosis?
La endometriosis es una afección en la que el tejido que normalmente se encuentra en el interior del útero crece en el exterior.
Foto: Foto de Anete Lusina en Pexels / Pexels

Ser mujer no es fácil. Es cierto que para algunas mujeres el período puede ser mucho más doloroso y complicado que para otras, son embargo existen algunas afecciones ginecológicas que deterioran significativamente la calidad de vida de miles de mujeres en el mundo. Una de las más comunes en la actualidad es la endometriosis, es una afección en la que el tejido que normalmente se encuentra en el interior del útero crece en el exterior. El tejido que recubre el útero se llama endometrio, de aquí es de donde proviene el nombre de dicha afección. La endometriosis es a menudo un trastorno doloroso que ocurre principalmente en el área pélvica y que se presenta en su mayoría en mujeres en edad reproductiva. 

Los números no mienten. Se estima según datos liberados por Endometriosis Foundation of America, que en los Estados Unidos esta enfermedad afecta a 1 de cada 10 mujeres durante sus años reproductivos. Se destaca por ser una condición sumamente dolorosa y sus síntomas tienden a empeorar durante la menstruación. Aunque es raro que este tejido se extienda más allá de las trompas de Falopio, los ovarios y los tejidos que recubren el área de la pelvis; en casos agudos puede suceder. 

Los signos y síntomas incluyen: dolor pélvico, aumento del dolor durante los períodos y las relaciones sexuales, dolor al defecar y al orinar, períodos abundantes o sangrado entre períodos, fatiga, diarrea hinchazón, estreñimiento, dolor lumbar y calambres intensos. Lo preocupante es que la endometriosis afecta significativamente la calidad de vida de las mujeres y cuando no se trata, puede provocar infertilidad. También se ha comprobado que existe un riesgo levemente mayor de cáncer de ovario o adenocarcinoma en personas con antecedentes de endometriosis.

Hoy en día no existe una cura 100% comprobada para tratar esta afección, sin embargo es posible controlarla con atención integral. Es por ello que la supervisión médica es indispensable, complementario con un estilo de vida saludable que se destaque por una nutrición de calidad y actividad física cotidiana. También es importante el buen descanso y un adecuado manejo del estrés.

¿Cuáles son los alimentos más recomendados?

No existe una dieta que como tal esté diseñada para combatir la endometriosis, sin embargo los ginecólogos coinciden en que la calidad de los alimentos que consumen las mujeres influye considerablemente en el manejo de la enfermedad. Apostar por el consumo de ingredientes de temporada y de origen natural es muy importante, para buscar un buen equilibrio hormonal, controlar la inflamación y el dolor. Los expertos recomiendan seguir una dieta bien balanceada y rica en nutrientes, principalmente a base de plantas y repleta de vitaminas, minerales, antioxidantes y fibra.

– Las frutas y las verduras son fundamentales. Apuesta por el consumo de vegetales de hoja verde, frutas cítricas, vegetales crucíferos, remolacha y bayas.

– No olvides integrar alimentos ricos en fibra. Las mejores alternativas son las frutas y verduras, complementa una dieta basada en plantas integrando legumbres, cereales integrales, semillas y granos fortificados.

– La importancia de las grasas saludables. Apuesta por las mejores fuentes de ácidos grasos esenciales, integra alimentos como el aguacate, aceite de oliva, los frutos secos, las semillas y los pescados como salmón, sardinas, arenques, truchas y atún.

– Prioriza los alimentos ricos en hierro. El hierro es el mineral más importante en la dieta de mujeres con endometriosis, ya que los sangrados abundantes suelen provocar deficiencias. Apuesta por alimentos como las espinacas, mariscos, carnes rojas, legumbres, semillas de calabaza, quinoa, pavo, brócoli, tofu y chocolate negro.

Algunos especialistas recomiendan llevar un diario de los alimentos que se consumen por día, con el objetivo de reportar cualquier síntoma o desencadenante. Una buena alternativa es contar con la supervisión de un nutricionista, para planificar las comidas que funcionan mejor para disminuir los síntomas de la endometriosis. 

Algunos suplementos que pueden ser de utilidad:

Complementario a la nutrición, existen algunos suplementos que resultan un gran aliado y que se asocian con maravillosos beneficios para mejorar la salud ginecológica. De hecho se cuenta con un estudio, en el cual se involucró a 59 mujeres con endometriosis. Las participantes recibieron un suplemento de 1.200 unidades internacionales (UI) de vitamina E y 1.000 UI de vitamina C, los hallazgos fueron muy positivos ya que se comprobó que todas las mujeres mostraron una reducción del dolor pélvico crónico y una disminución de la inflamación. Otro estudio publicado en Reproductive Biology and Endocrinology incluyó la ingesta suplementaria de zinc y vitaminas A, C y E. Las mujeres con endometriosis que tomaron estos suplementos disminuyeron los marcadores de estrés oxidativo periférico y mejoraron los marcadores antioxidantes.

También se ha demostrado que la curcumina, el compuesto activo de la raíz de cúrcuma es muy útil como un complemento natural en el tratamiento. Sus beneficios para mejorar los síntomas de la endometriosis, se relacionan con su poder antiinflamatorio. De hecho se cuenta con un estudio encabezado por investigadores chinos, en el cual se encontró que la curcumina inhibe las células endometriales al reducir la producción de estradiol. 

Por último y no menos importante se ha demostrado que la vitamina D, es otro suplemento importante en la dieta de mujeres con endometriosis. Así lo sugiere un gran estudio publicado en American Journal of Epidemiology, el cual demostró que las mujeres con un nivel más alto de vitamina D y aquellas que tenían una mayor ingesta de lácteos en su dieta tenían una menor tasa de endometriosis

Recuerda buscar la opinión de un especialista ante cualquier síntoma o señal de alerta. Vigila tu alimentación, evita el consumo de procesados y comidas rápidas, y realiza actividad física. Actividades como la meditación y el yoga pueden ayudar, así como el buen descanso y una actitud positiva.

Te puede interesar: