Asesinaron brutalmente a adolescente hispana: sospechosa espera juicio viviendo libre en una carpa en Broadway Av, Nueva York

Insólita situación anárquica que confirma el "declive de la ciudad", opinaron vecinos del Upper West Side

Asesinaron brutalmente a adolescente hispana: sospechosa espera juicio viviendo libre en una carpa en Broadway Av, Nueva York
Indigencia desbordada en NYC.
Foto: Andrés Correa Guatarasma / Cortesía

Amber Wilson, una mujer sin hogar que instaló una ilegal tienda de campaña para vivir en una calle del Upper West Side de Manhattan, había sido arrestada el mes pasado en relación con la brutal muerte de la adolescente Rosalee Sánchez, pero quedó y sigue libre a la espera del juicio.

Wilson (35), oriunda de Maryland, fue acusada de alterar pruebas físicas. Según los informes, admitió haber ocultado el cuerpo de Sánchez, adolescente de 19 años encontrada envuelta en plástico en el abandonado mercado de pescado de Fulton St en el Bajo Manhattan, el pasado 6 de marzo.

Wilson fue arrestada en ese momento junto con Austin Boehm (25) y Christian Mercado (20), quienes también fueron acusados ​​del asesinato de la adolescente. Sánchez fue golpeada con una pala y una tubería de metal, apuñalada en numerosas ocasiones y estrangulada.

Wilson admitió haber ocultado el cuerpo, según su denuncia penal. “Yo estuve allí y Austin y The Beast (La Bestia) me dijeron que envolviera su cuerpo con la cinta y el plástico y luego puse una lámina de metal sobre” su cadáver, citó el New York Post.

Wilson, quien fue puesta en libertad sin fianza, más tarde comenzó a vivir con su pareja Devonte Rose, de 28 años, y otro hombre, en una tienda de campaña en la intersección de West 86th Street y Broadway.

La acusada le dijo al periódico el martes que habían estado allí durante un mes y que “la gente nos ama”. Pero las personas consultadas afirmaron estar consternadas con la insólita situación anárquica en el medio del Upper West Side, aún sin saber los antecedentes penales de Wilson.

“¡Esto está tan jod…!”, se quejó Mark Pensiotti, agregando que la morada se había convertido en otra señal del declive de la ciudad.

Al día siguiente, el miércoles, la carpa fue desmantelada por NYPD y el Departamento de Sanidad de la ciudad (DSNY). La sospechosa Wilson quedó a disposición del Departamento de Servicios a los Desamparados (DHS) y debe regresar a la corte el 10 de mayo.