Casa Blanca: gobierno de Biden está más enfocado en crear empleo que en aprobar un cuarto cheque de estímulo

Los comentarios de la secretaria de prensa, Jen Psaki, dan a entender que el presidente Biden está más concentrado en incentivar que la gente vuelva a trabajar en vez de dar más cheques

La Casa Blanca se ha concentrado más en obtener respaldo para el American Jobs Plan de $1,700 millones de dólares y el American Families Plan de $1,800 millones de dólares del presidente Biden.
La Casa Blanca se ha concentrado más en obtener respaldo para el American Jobs Plan de $1,700 millones de dólares y el American Families Plan de $1,800 millones de dólares del presidente Biden.
Foto: MANDEL NGAN / AFP / Getty Images

Aunque millones de personas ya están recibiendo su tercer cheque de estímulo para poder sobrellevar la crisis económica provocada por el coronavirus, muchas de ellas se preguntan si en un futuro tendrán un cuarto apoyo económico.

Ante la posibilidad de un cuarto cheque, la administración del presidente Biden señaló este jueves que realmente esta no es su prioridad, pues están más enfocados en hacer que la gente vuelva a los trabajos.

Durante una conferencia, se le preguntó a la secretaria de prensa, Jen Psaki, si el gobierno está considerando proporcionar más cheques de estímulo.

“(El presidente) está feliz de escuchar una variedad de ideas sobre qué sería más efectivo y qué es más importante para el avance de la economía. Pero también ha propuesto lo que cree que será más eficaz a corto plazo para que las personas vuelvan a trabajar, para superar este período de tiempo crucial y también para hacernos más competitivos a largo plazo”, dijo Psaki, de acuerdo con Fox 8.

Estos comentarios sugieren que la Casa Blanca no está planeando proponer un cuarto cheque de estímulo, al menos en el futuro próximo.

Y es que la Casa Blanca se ha concentrado más en obtener respaldo para el American Jobs Plan de $1,700 millones de dólares y el American Families Plan de $1,800 millones de dólares que propuso el presidente Biden. El presidente ha estado buscando un acuerdo bipartidista con los republicanos durante semanas.

Las negociaciones de estos dos planes, que ahora son la máxima prioridad de Biden, han ido avanzando lentamente.

Cabe señalar que el presidente calificó de inviable la última contraoferta de $928,000 millones de dólares que le hizo del Partido Republicano, en gran parte porque utiliza fondos COVID-19 aún disponibles.

Pero, en lugar de utilizar este dinero, el presidente Biden quiere aumentar la tasa de impuestos corporativos, para generar ingresos para su paquete de $1,700 millones. Sin embargo, lo republicanos del Senado no quieren que se haga esta alza de impuestos.

–También te puede interesar: IRS enviará cheques de $10,200 y tú podrías calificar para uno