Gustave, el enorme caimán que asecha en África y que ha matado a más de 300 personas

Gustave se ha convertido en toda una leyenda en Burundi. Un cazador francés ha estado detrás de él desde hace tiempo sin poder atraparlo

Gustave, el enorme caimán que asecha en África y que ha matado a más de 300 personas
Desde hace varios años es perseguido por un cazador francés.
Foto: Pixabay

Autoridades africanas, en particular de Burundi, han emprendido una ardua labor de cacería para encontrar a George, un caimán que se cree ha sido el responsable de la muerte de alrededor de 300 personas en diferentes puntos de África oriental.

Versiones de la gente indican que este caimán pesa más de una tonelada y mide cerca de 6 metros de largo. Incluso, cazadores profesionales temen topárselo ya que cada vez que lo ven, se reportan diversas muertes en el área.

Un grupo de científicos han venido estudiando de cerca a este reptil desde hace tiempo, por lo que estiman que el caimán puede tener de 60 a 100 años de vida.

Según algunas versiones de lugareños de esta región africana, Gustave ha sido herido de bala en 3 ocasiones pero ha logrado sobrevivir y tiene las cicatrices de dichas heridas.

El cocodrilo fue bautizado por el cazador francés Patrice Faye, quien ha vivido en Burundi durante años y ha intentado capturar al cocodrilo para estudiarlo de cerca. En 2002, Faye construyó una trampa larga que tuvo que ser transportada por 40 hombres, pero Gustave nunca cayó en ella.

“Es enorme. Es 3 veces más grande que los demás cocodrilos de Burundi… No es muy rápido y no puede alimentarse de lo que comen otros cocodrilos en Burundi: peces y pequeños mamíferos. Ataca presas lentas que son fáciles de capturar”, comentó Faye en entrevista a BBC.

En 2014, se lanzó un documental llamado “Capturing the Killer Croc”, que documenta los intentos infructuosos de Faye para apoderarse de Gustave.

En los 3 meses que estuvo allí, concluyó que el cocodrilo se había comido a 17 personas.

“Calculé que si hubiera estado matando personas durante 20 años a este ritmo, ya se habría comido a más de 300 personas”, indicó el cazador.

Te interesa:

Sobrevivió a pesar de que un caimán le mordiera la cabeza

Denuncian desaparición de niño y días después encuentran sus restos al interior de un cocodrilo