Avanza proyecto económico de Biden con ayudas sociales en el Congreso; podría ser de $2 billones

El presidente Biden está a punto de concretar un acuerdo con el Congreso sobre el plan económico para la agenda Build Back Better (Reconstruir Mejor); este miércoles podrían quedar definidos los lineamientos del plan de hasta $2 billones de dólares que sería aprobado bajo el proceso de Reconciliación

El presidente Biden avanzó en sus negociaciones con los senadores Joe Manchin y Kyrsten Sinema.
El presidente Biden avanzó en sus negociaciones con los senadores Joe Manchin y Kyrsten Sinema.
Foto: Win McNamee / Getty Images

Las negociaciones entre el Congreso y la Casa Blanca para el proyecto de ley presupuestal bajo el proceso de Reconciliación avanzan y podría definirse entre $1.7 y $2 billones de dólares.

Este miércoles se lograría el acuerdo y esta misma semana quedarán listos los lineamientos de cómo debe integrarse el proyecto, donde se establecen los distintos programas a impulsar, pero que requieren redacción de reformas específicas, confirmó una fuente del Senado a este diario.

A la par, la Casa Blanca afirma que el presidente Joe Biden tuvo una reunión productiva con los senadores Joe Manchin (West Virginia) y Kyrsten Sinema (Arizona), los demócratas que más han puesto “peros” al proyecto económico.

El presidente recibió ayer (martes) al senador Manchin y a la senadora Sinema en la Casa Blanca para continuar sus negociaciones sobre la Ley de Build Back Better (Reconstruir Mejor)“, confirmó un oficial federal. “Los tres avanzaron… esperan los próximos pasos para que podamos ofrecer a los estadounidenses trabajos bien remunerados, realizar inversiones históricas para hacer que la atención médica y el cuidado infantil sean más asequibles para las familias estadounidenses, y afrontar el cambio climático”.

El reporte de la Administración Biden no enfatiza cuáles son los acuerdos hechos con Sinema y Manchin, quienes rechazan un alto gasto social, pero el presidente parece no estar muy de acuerdo con la propuesta tan baja de $1.5 billones de dólares.

El líder de la mayoría en el Senado, Chuck Schumer (Nueva York), confirmó los avances y confiaba que hubiera un acuerdo final este miércoles.

“Estoy trabajando especialmente duro para fortalecer Medicare y hacer que los medicamentos recetados sean más asequibles”, destacó el senador en el pleno.

Destacó que en la reestructuración del plan, el senador Bernie Sanders (Vermont), presidente del Comité de Presupuesto, ha estado integrando los nuevos acuerdos, sin dejar a un lado el espíritu del plan de inversión social.

“En esencia, los objetivos de Build Back Better son restaurar la clase media en el siglo XXI, ayudar a las personas que pertenecen a la clase media a permanecer allí, ayudar a las personas que luchan por llegar a la clase media a que lo logren”.

Líder de la mayoría en el Senado, Chuck Schumer

Lamentó que la clase media en EE.UU. haya sido la más impactada económicamente en los últimos 20 años, incluso antes de la pandemia de COVID-19.

“La Reserva Federal estimaba que más del 40% de los estadounidenses en esta época todavía tendrían problemas para cubrir un gasto de emergencia de solo $400 dólares”, lamentó.

Eso significa que esas familias apenas pueden recurrir a unos cuantos dólares en efectivo para emergencias, como arreglar su automóvil, hacer reparaciones en casa o visitar a un médico, a diferencia de hace décadas, indicó el demócrata.

“Build Back Better consiste precisamente, precisamente, en reavivar esa fe en el Sueño Americano. No es una tarea fácil”, reconoció.

El senador Schumer destacó aspectos claves del proyecto que se buscarán rescatar, como pagar cuidado infantil y Pre-K, así como la atención médica para adultos mayores y mejor acceso a medicamentos recetados.

El senador Sanders es uno de los principales impulsores en ajustes en materia de salud.

“¿Alguien piensa seriamente que es ‘radical’ sugerir que la industria farmacéutica no debería cobrar al pueblo estadounidense CUATRO VECES lo que pagan en otros países importantes por exactamente los mismos medicamentos recetados?”, cuestionó.

Schumer consideró que es el momento de avanzar.

“Esta es la mejor oportunidad que hemos tenido en mucho tiempo para asegurarnos de que las próximas décadas ofrecerán las mismas, o incluso mayores, oportunidades que los estadounidenses disfrutaron en el pasado”, consideró.

Una vez que haya un acuerdo sobre los lineamientos, éstos serán compartidos con la Cámara de Representantes para que se redacten las reformas y se integre el proyecto de ley que sería aprobado bajo el proceso de Reconciliación.

Según un reporte de The Washington Post, la presidenta de la Cámara, Nancy Pelosi (California), dijo a sus colegas en privado que habían logrado un progreso significativo en la reducción de las brechas entre sus facciones liberales y moderadas sobre el proyecto.