Hombre que descuartizó a sus padres dio positivo a COVID en medio del juicio

Chandler Halderson, de 23 años, era un holgazán mentiroso que hacía creer a sus padres que era un estudiante universitario que había conseguido un trabajo en SpaceX

Supuesto universitario engañó y posteriormente asesinó a sus padres.
Supuesto universitario engañó y posteriormente asesinó a sus padres.
Foto: Cocoparisienne / Pixabay

En medio de su juicio de varias semanas, un hombre acusado de asesinar a sus padres y esparcir partes de sus cuerpos a lo largo del estado de Wisconsin, dio positivo por COVID.

El juez John D. Hyland hizo el anuncio el martes y sugirió enfáticamente que cerraría el proceso al final del sexto día del juicio como resultado del diagnóstico del acusado.

Chandler Halderson, de 23 años, está acusado de asesinar a Bart Halderson, de 50 años, y a Krista Halderson, de 53, a principios de julio de 2021, a quienes engañaba haciéndolos creer que era un estudiante universitario que trabajaba en una compañía de seguros y que era miembro del equipo de buceo de rescate local.

Además de inventar que había conseguido un trabajo en SpaceX, mentira que también había creído su novia, y de la cual se zafó creando una falsa versión de una presunta caída por las escaleras que le habría causado una lesión en la cabeza.

Pero la realidad era muy diferente, pues Halderson era un mentiroso holgazán que vivía en casa de sus padres, estaba desempleado y se la pasaba jugando videojuegos.

Su farsa se vino abajo cuando su padre se dio cuenta que su hijo ya no iba a la escuela y a la hora de enfrentarlo fue asesinado por el joven con un disparo en la espalda. Posteriormente, mató a su madre cuando regresó a casa.

Tras la desaparición de sus padres, Chandler afirmó que se habían ido el 4 de julio y nunca regresaron de un lago de Northwoods donde la pareja planeaba retirarse para pasar las vacaciones.

Halderson está acusado de dos cargos cada uno de homicidio intencional en primer grado, proporcionar información falsa sobre una persona secuestrada o desaparecida, mutilar un cadáver y esconder un cadáver. Los ocho cargos en total son delitos graves.

El martes, los fiscales en la corte calificaron el diagnóstico del acusado como “sin precedentes”. El estado se negó a tomar una posición sobre si el caso debe posponerse o no debido a la preocupación de que cualquier posición que se tome no sería ventajosa para el caso del estado en jefe.

Los abogados defensores indicaron que el acusado “se veía y se sentía muy mal” y probablemente tuvo COVID durante la semana del 27 de diciembre de 2021, dijeron los abogados defensores. Sin embargo, no había ninguna prueba en ese momento para confirmar un diagnóstico.

“En mi opinión, no es algo que haya contraído recientemente; es algo que ya tenía”, dijo un abogado defensor.

La defensa sugirió pausar el juicio hasta el próximo martes. El juez Hyland respondió que podría detener el procedimiento hasta el 24 de enero.

Hyland añadió que el acusado había sido examinado mediante una prueba de PCR “confiable”. La defensa señaló que Halderson estaba vacunado, pero no estaba claro si había recibido una vacuna de refuerzo.

El juez dijo que es casi seguro que liberaría al jurado el miércoles por la mañana y consideró contactar a las autoridades de salud pública para proporcionar pruebas a los miembros del jurado que deseen participar.

Te puede interesar: