Otro policía baleado en Nueva York logró proteger a sus compañeros; van tres casos en el ya violento año 2022

Un detective de la policía de Nueva York fue baleado por un hispano en Staten Island ayer durante una redada de drogas, pero aún herido logró usar un escudo balístico para salvarse a sí mismo y a su equipo

Arma recuperada por NYPD en la escena.
Arma recuperada por NYPD en la escena.
Foto: NYPD

Dominick Libretti, detective de la policía de Nueva York, recibió un disparo en Staten Island ayer durante una redada de drogas, pero aún herido logró usar un escudo balístico para salvarse a sí mismo y a su equipo, dijeron las autoridades.

Libretti fue baleado por Nelson Pizarro (39), un sospechoso con siete arrestos que irrumpió violentamente a través de la puerta de un dormitorio y disparó “numerosos tiros” dentro de un edificio en Rockne Street cerca de Ellwood Avenue, en Heartland Village, alrededor de las 6 a.m. de ayer, detalló New York Post.

El detective Libretti sufrió una posible “lesión que puso fin a su carrera”, dijo la policía. Se trata del tercer policía NYPD que ha sido baleado en lo que poco que ha transcurrido del ya violento año 2022.

Ayer el presidente de la Asociación de Dotación de Detectives (DEA), Paul DiGiacomo, criticó la violencia reciente y las leyes estatales contra el crimen en NY. “Debido a que hay tantas armas en la calle y las políticas vigentes con la reforma de la fianza no están funcionando, la gente de la ciudad no está segura”, dijo a los periodistas. “Y pido a la gobernadora, al líder del Senado y de la asamblea que arreglen las leyes que violaron para mantener segura a la gente de esta ciudad”.

“Debido a que hay tantas armas en la calle y las políticas vigentes con la reforma de la fianza no están funcionando, la gente de la ciudad no está segura”

Paul DiGiacomo, presidente de la Asociación de Dotación de Detectives (DEA) de NYPD

Libretti, un veterano de 10 años en la policía que ha “recibido numerosas medallas y elogios” y nunca antes había disparado su arma en el trabajo. La nueva comisionada de policía Keechant Sewell elogió al detective como un héroe en una conferencia de prensa ayer horas después de que fuese herido.

“Incluso con una herida grave en la pierna, sangrando tanto que sus compañeros tuvieron que aplicar presión inmediata para frenar la pérdida de sangre, sostuvo un escudo balístico frente a su equipo para protegerlos de los disparos”, dijo la jefa policial. Fue llevado al Staten Island University North Hospital en condición estable.

La policía estaba ejecutando una orden de allanamiento en esa residencia cuando Pizarro, que no era el objetivo de la orden, abrió fuego, dijeron las autoridades. El sujeto del allanamiento por venta de una sustancia controlada era Anthony Marshall (40), quien también fue arrestado en el lugar.

Una niña de 12 años estaba presente en el apartamento durante el tiroteo. Dos mujeres también fueron detenidas, dijo el jefe de detectives de la policía de Nueva York, James Essig.