Por qué no es segura la receta de 1960 para hacer leche de fórmula casera que se ha vuelto viral en Facebook

En Facebook está siendo muy compartida una receta de una aparente leche de fórmula casera de 1960 y que habría sido usada en aquella época por cientos de madres pero que los expertos en salud piden no prepararla

Ante la escasez de fórmula para bebés están surgiendo los estafadores ¡Cuidado!
Ante la escasez de fórmula para bebés están surgiendo los estafadores ¡Cuidado!
Foto: Shutterstock

Muchos padres de familia están preocupados ante la actual escasez de leche de fórmula que se vive prácticamente en todo Estados Unidos, la cual para muchos es elemental y necesaria para la la alimentación de sus bebés que por algún motivo no se encuentran bajo un esquema de lactancia materna.

Es muy probable que en algunos puntos de EE.UU. se hayan agotados ya todos los recursos y recomendaciones dadas por algunas autoridades para conseguir alguna lata de leche de fórmula, por lo que algunos han recurrido a internet y a redes sociales para buscar alguna receta para casera de este producto.

Por ello es que en redes sociales está circulando lo que aparentemente es una receta casera para hacer leche de fórmula para bebés que data de 1960 que al parecer, muchos han querido emular y que los expertos indican no hacerla pues puede poner en riesgo la vida de los pequeños.

“Recomiendo encarecidamente no hacer recetas de fórmula infantil caseras”, indicó la Dra. Candice W. Jones, pediatra certificada.

De momento, no está claro dónde se originó la imagen, pero el consejo para los padres de mezclar el jarabe de Karo con leche evaporada y agua (además de ofrecer té, agua y jugo de naranja a sus bebés) no se considera seguro, según los estándares nutricionales infantiles modernos.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) emitió un aviso el 24 de febrero advirtiendo a los padres y cuidadores que no usen fórmula casera para bebés. “La agencia tiene requisitos para ciertos nutrientes en las fórmulas infantiles, y si la fórmula no contiene estos nutrientes al nivel mínimo o por encima del mismo o dentro del rango especificado, la fórmula infantil está adulterada”, indicó el aviso. “La FDA no ha evaluado las fórmulas caseras para bebés y pueden carecer de nutrientes vitales para el crecimiento de un bebé”, agregó.

“Lo más difícil de la fórmula casera para bebés es que los ingredientes necesarios, como aditivos vitamínicos y nuevas fuentes de carbohidratos, son mucho más difíciles de encontrar que la fórmula comercial, especialmente en emergencias… Si la fórmula no se mezcla correctamente, las consecuencias pueden ser catastróficas”, explicó la consultora de lactancia certificada por la junta Danielle Downs Spradlin en marzo de 2020 en entrevista para Romper.

Te puede interesar:

* Gobernador de Texas recrimina a Biden por dar fórmula para bebés a indocumentados
* Lo que pueden hacer los padres ante la escasez de leche de fórmula para los bebés
* Bebés terminan en el hospital por haber sido alimentados con leche de fórmula caseras