Ómicron BA.5: por qué nadie está totalmente protegido de esta subvariante del Covid

La nueva subvariante BA.5 de covid ómicron gana terreno rápidamente y pronto será predominante, opinan científicos. Pero, ¿cuán peligrosa es y qué protección pueden ofrecer las vacunas actuales?

Ómicron BA.5: por qué nadie está totalmente protegido de esta subvariante del Covid
Foto: NOEL CELIS / AFP / Getty Images

Debido al aumento global de casos de coronavirus causado por la subvariante BA.5, la Organización Mundial de la Salud (OMS) actualmente la clasifica como una “variante de cuidado”. Los expertos de la principal agencia de salud de Alemania advirtieron que es probable que las infecciones con esta mutación aumenten este verano.

El Instituto Robert Koch de Alemania (RKI) informó el jueves pasado que las subvariantes Ómicron BA.4 y BA.5 del coronavirus están creciendo más rápido que todas las demás, y concluyó que pronto podrían ser responsables de la mayoría de los casos del país.

La variante BA.5 ya representa el 10% de las infecciones actuales en Alemania, es decir, el doble que la semana pasada.

La BA.5 comenzó en Sudáfrica

La variante BA.5 ya había generado preocupación en Sudáfrica a principios de mayo, pero la ola posterior fue relativamente pequeña y actualmente está disminuyendo ahí.

En Portugal, sin embargo, la BA.5 ya es responsable del 80% de todas las nuevas infecciones. La variante es más contagiosa que sus predecesores, como la BA.2. Además de ser más difícil de detectar por parte de los anticuerpos neutralizantes, la BA.5 es más transmisible que otras subvariantes de Ómicron.

Al igual que otras subvariantes de Ómicron, las infecciones con BA.5 son más leves que las infecciones con otras cepas de Covid; por ejemplo, la delta.

¿Los refuerzos protegen contra ómicron?

La protección proporcionada por las vacunas contra el Covid o por infecciones pasadas disminuye lentamente con el tiempo, a medida que bajan los niveles de anticuerpos.

Eso significa que nadie está totalmente protegido contra la BA.5: es posible que se produzcan nuevas infecciones a pesar de la vacunación y/o una infección anterior, y los contagios de BA.5 ocurren con más frecuencia que con variantes anteriores.

Pero ha habido menos muertes y admisiones hospitalarias. Según los expertos, esto se debe a que muchos millones de personas están vacunadas o tienen anticuerpos, lo que hace que la inmunidad general de la población sea mayor que al inicio de la pandemia.

Sin embargo, el RKI recomienda que las personas mayores y las personas en grupos de riesgo reciban otra vacuna de refuerzo para una protección adicional.

Más contagios pero menos mortales

Las vacunas Covid disponibles actualmente se dirigen a la variante de la proteína espiga que estaba activa al comienzo de la pandemia.

Sin embargo, el virus ha evolucionado y agudizado su capacidad para evadir los anticuerpos que ofrecen las vacunas.

A pesar de eso, las subvariantes BA.4 y BA.5 parecen ser menos peligrosas. Algunos expertos dicen que eso se debe a que es más probable que las nuevas variantes infecten el tracto respiratorio superior, y no tanto a los pulmones. Esa sería una causa por la cual ambas están causando menos muertes que en fases anteriores de la pandemia.

Protección contra la infección con Ómicron

El periodo de tiempo entre la infección y los síntomas iniciales es más corto en las variantes Ómicron que en la Delta: alrededor de 3 días en promedio.

La protección que ofrece una vacuna básica de dos dosis contra la infección por omicron no es óptima, pero aún protege contra casos graves de enfermedad. Una vacuna de refuerzo asegura que se formen más anticuerpos, ofreciendo más protección.

Aunque la variante Ómicron, con sus diversos subtipos, suele ser mucho más leve quela Delta, en casos raros también pueden presentarse síntomas graves. Además, aún no está claro qué consecuencias a largo plazo puede tener una infección con la variante ómicron, más sus mutaciones.

Te puede interesar:

* Los CDC recomiendan vacunas contra el Covid-19 para niños desde los 6 meses
* Panel de la OMS concluye que Covid pasó a humanos por contacto con murciélagos, aunque no descartan filtración desde laboratorio
* Administración Biden busca que se imponga nuevamente mandato de mascarillas en aviones y otros medios de transporte