Joven acusado de ayudar a mexicanos en Texas a matar a padrastro por violar a hermanita de 9 años es liberado bajo fianza

Juan Eduardo Meléndez, de 19 años, habría ayudado a Christian y Alejandro Treviño, de 17 y 18 años, respectivamente, a matar a golpes a Gabriel Quintanilla como venganza por haber violado a la hermanita de estos últimos

De izquierda a derecha: Alejandro Treviño, Christian Treviño y Juan Eduardo Meléndez.
De izquierda a derecha: Alejandro Treviño, Christian Treviño y Juan Eduardo Meléndez.
Foto: Registros del Condado de Hidalgo / Cortesía

El joven acusado en Texas de ayudar a dos mexicanos a matar a golpes al padrastro de estos por haber abusado de su hermanita de 9 años salió libre bajo fianza.

La televisora Local 23 reportó esta semana que Juan Eduardo Meléndez, de 19 años, salió temporalmente de prisión el miércoles pasado luego de que le redujeran el monto de la fianza.

Archivos del condado Hidalgo citados por el medio indican que una orden de liberación fue emitida el 8 de agosto y firmada por el juez de la Corte del Distrito 93, Fernando G. Mancías.

La decisión se da como resultado de una moción presentada en julio para que se le impusiera una fianza razonable al acusado. Inicialmente, a Meléndez se le impuso una fianza de $500,000 dólares. A raíz del recurso legal, la cantidad fue reducida a $110,000.

El acusado enfrenta cargos de asesinato capital, agresión agravada con arma mortal, incurrir en actividad criminal y posesión de marihuana.

Meléndez participó del ataque mortal contra Gabriel Quintanilla, cuyo cuerpo fue hallado sin vida el 20 de enero pasado en un campo de McAllen.

El joven habría ayudado a Christian y Alejandro Treviño, 17 y 18 años, respectivamente, quienes también enfrentan cargos por el asesinato.

En el caso de Christian, quien inicialmente fue acusado de agresión, asesinato e involucramiento en actividad criminal organizada, también se le actualizó el cargo a asesinato capital. Aunque, en principio la fianza en su contra excedía el millón de dólares, esta fue reducida a $150,000.

Los cargos contra Alejandro no fueron alterados. Este enfrenta acusaciones de involucramiento en actividad criminal organizada y agresión agravada. Su fianza fue reducida de $1 millón a $150,000. Es el único de los tres acusados que no enfrenta la pena de muerte en caso de resultar convicto del crimen.

No está claro si los hermanos pagaron las fianzas para quedar en libertad.

Cuando los Treviño se enteraron de que Quintanilla supuestamente había abusado de su hermanita, decidieron vengarse y atacarlo físicamente. A la embestida se sumó Meléndez.

Christian persiguió a Quintanilla a un complejo de apartamentos cercanos, donde se reportó un segundo ataque que involucró a los hermanos así como a Meléndez, que conducía una camioneta roja Dodge Charger.

Según la policía de Pharr, los tres sospechosos abandonaron la escena, cambiaron vehículos y retornaron a la zona donde se toparon con Quintanilla, herido y caminando solo.

Fue ahí cuando Quintanilla, de 42, fue agredido por tercera ocasión antes de ser colocado en la parte trasera de una camión y lanzado a un campo. Las autoridades creen que la víctima aún estaba viva cuando fue abandonado.

Contra Quintanilla pesaba una orden de arresto por abuso sexual continuo de un menor.

Te puede interesar:

Activista líder de un “Día sin inmigrantes” fue quien inició campaña en Change.org por jóvenes acusados en Texas de matar a golpes a padrastro por violar a hermanita