“Se sintió abandonada”: amigo de madre colombiana que se quitó la vida esperando asilo en un refugio de Nueva York

“Sentía que estaba sola”, dijo un amigo sobre la madre colombiana solicitante de asilo que se quitó la vida en un refugio en Queens. Tenía 32 años y dejó dos niños huérfanos

Organizaciones civiles ayudan a los inmigrantes enviados a NY.
Organizaciones civiles ayudan a los inmigrantes enviados a NY.
Foto: Ángel Colmenares / EFE

“Sentía que estaba sola”, dijo un amigo sobre la madre colombiana solicitante de asilo que se quitó la vida en un refugio en Queens (NYC).

“Hay personas que tienen depresión”, agregó el amigo no identificado, en declaraciones al New York Post el martes afuera del “Hollis Family Shelter”. Allí la mujer de 32 años, madre de dos hijos, se ahorcó en una barra de ducha con un cable eléctrico. “Ella sentía como si estuviera sola”, añadió.

Aunque las autoridades no han revelado su nombre, el Daily Mail la identificó como Leydy Paola Martínez Billalobos, agregando que estaba trabajando en labores de limpieza. La tragedia fue revelada el lunes por el alcalde Eric Adams, quien no dio detalles sobre el caso.

Una fuente policial de alto rango le dijo a NBC News que la mujer y sus dos hijos -un varón de 15 años y una niña de 7- habían llegado de Colombia a Nueva York el pasado mes de mayo.

El amigo afirmó que conocía a la mujer desde su país natal. A su lado en la charla estuvo el hijo el mayor de la víctima. “He estado aquí durante cinco meses”, dijo el adolescente afectado. “La verdad es que no quiero hablar.”

“Siempre la veías sola con sus dos hijos, en el parque o sentada aquí, sentada con sus dos hijos”, dijo otra amiga a NBC News, pero agregó que nunca la notó triste. El esposo fue separado del resto de la familia en la frontera y no pudo ingresar a EE.UU. tras varios intentos para reunirse con ellos en NYC, informó la estación.

El alcalde Adams dijo el martes que la ciudad había iniciado una investigación sobre el fallecimiento de la inmigrante, como sucede con todas las muertes en las instalaciones de la alcaldía. Y aseguró que sus dos hijos “están en manos de la atención adecuada que necesitan”.

“Esta tragedia es un recordatorio de que tenemos la obligación de hacer todo lo que esté a nuestro alcance para ayudar a los necesitados”, había dicho el alcalde previamente el lunes en un comunicado.

En los últimos meses la ciudad de Nueva York ha visto llegar una avalancha de migrantes enviados en buses desde el estado fronterizo Texas, la mayoría venezolanos huyendo de la crisis humanitaria en su país.

Se calcula que al menos 13,000 solicitantes de asilo han llegado recientemente a NYC en medio de una batalla política entre demócratas y republicanos, y el alcalde Adams ha pedido fondos al gobierno federal para lidiar con la crisis. La cifra se traduce en alrededor de $1.6 millones de dólares diarios gastados por el gobierno de la ciudad, según Bloomberg News.

Quienes llegan no tienen permiso de trabajo, algo que el alcalde Adams ha unido a sus requerimientos federales, para evitar riesgos de indigencia, depresión y criminalidad.

Busque ayuda