Empleado renuncia a menos de una hora de haber sido contratado en su nuevo trabajo

Un hombre se volvió viral porque realizó varias entrevistas para un empleo y tras el esfuerzo para conseguirlo, renunció en menos de una hora por un comentario de su supervisor

Gato

Jordan Howlett tuvo que tomar una importante decisión en su primer día de trabajo. Crédito: Shutterstock

En esta vida hay prioridades y así lo deja ver el caso de un hombre que se vio obligado a renunciar en menos de una hora a su nuevo trabajo por un comentario de su supervisor.

Por lo regular todos queremos tener un gran primer día de trabajo, sobre todo cuando las condiciones económicas no están tan bien y valoramos una buena oportunidad.

Y por eso llama la atención lo que le sucedió a Jordan Howlett, un influencer estadounidense con millones de seguidores en TikTok.

Resulta que Howlett, luego de dos o tres entrevistas para conseguir un empleo, recibió el visto bueno para ser contratado por una compañía, pero sorprendió a sus seguidores en la red social al explicar el motivo detrás de su renuncia a un trabajo de oficina, apenas 47 minutos después de haber ingresado.

Howlett, de California, sabe lo competitivo que puede ser el mercado laboral en la actualidad, pero su experiencia se volvió viral tras llegar a su nueva oficina.

Apenas habían trascurrido unos 30 minutos después de su ingreso al mediodía, cuando su supervisor se le acercó para darle la bienvenida y entablar una conversación de inducción.

Todo iba muy bien hasta que el jefe de Howlett notó pelos de gato en la ropa del recién contratado y le preguntó si tenía por mascota un felino.

Howlett asintió: “Sí, se llama Harvey”, lo que desencadenó una sorprendente declaración por parte del supervisor: “En algún momento vas a tener que elegir entre el trabajo y tu gato porque mis alergias son demasiado fuertes como para tener pelos de gato a mi alrededor”.

Sorprendido, pero seguro de sí mismo, el recién llegado fue claro y contundente: “¿Me estás pidiendo que elija entre Harvey o este trabajo?”.

En una actitud desafiante el jefe respondió afirmativamente, por lo que Howlett tomó una decisión determinante y sin vacilar.

Apenas habían pasado 47 minutos de haber ingresado cuando Jordan Howlett dejó su trabajo: “Cogí mis cosas, me fui de la empresa y no volví más. Harvey y yo somos un ‘equipo’, estamos muy unidos”.

En estos tiempos donde los animalitos son algo más que mascotas, la decisión de Howlett se volvió viral en las redes sociales y generó toda clase de comentarios sobre los límites entre la vida laboral y la vida personal.

Muchos usuarios respaldaron la elección de Howlett, argumentando que nadie debe obligar a elegir entre una mascota y un empleo, mientras que para otros era claro que la actitud del supervisor era apenas la “primera señal de alarma” de lo que podía esperarle a Howlett.

Sigue leyendo:
· Estados de EE.UU. con las tasas más altas de renuncias laborales en 2023
· Los estados de EE.UU. con las tasas de renuncias más altas y más bajas en 2023, según WalletHub
· Casi la mitad de trabajadores de encuesta en EE.UU. dicen estar dispuestos a renunciar si los obligan a regresar a la oficina

En esta nota

Mascotas renuncia

Suscribite al boletín de Empleos

¿Te gustaría recibir ofertas de empleo en Los Ángeles?

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias!

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain