Madre ecuatoriana estrangulada en hotel de Nueva York: sospechoso es vinculado a crímenes en varios estados del país

Raad Almansoori, sospechoso detenido en Arizona, ha sido vinculado a crímenes contra mujeres en varios estados del país y al parecer él mismo le dijo a la policía sobre la muerte de la ecuatoriana Denisse Oleas Arancibia (38), hallada golpeada en un hotel de Manhattan

Raad Almansoori.

Raad Almansoori es nativo de Arizona. Crédito: Maricopa County Sheriff's Office | Cortesía

Raad Almansoori, sospechoso detenido en Arizona, ha sido vinculado a crímenes contra mujeres en varios estados del país, incluyendo la ecuatoriana Denisse Oleas Arancibia (38), hallada fatalmente golpeada en un hotel de Manhattan a principios de este mes.

Almansoori, nativo de Arizona de 26 años, fue detenido en ese estado el domingo por un crimen no relacionado y luego vinculado con el homicidio de Oleas Arancibia (38). Pero Rachel Mitchell, fiscal del condado Maricopa, dijo que de momento no aceptarán extraditarlo a Nueva York porque no confían en el fiscal de distrito de Manhattan, Alvin Bragg, quien ha sido criticado en varios casos de supuestamente promover “la impunidad” bajo la reforma penal.

“Esto no está dirigido en absoluto al Departamento de Policía de Nueva York, sé que hicieron un trabajo duro y lo hicieron bien. Pero no aceptaremos la extradición (…) Vamos a mantenerlo aquí. Se trata de penas de prisión obligatorias. Y habiendo observado el trato que el fiscal de distrito de Manhattan, Alvin Bragg, da a los delincuentes violentos en el área de Nueva York, creo que es más seguro mantenerlo aquí y mantenerlo bajo custodia para que no pueda estar haciéndole esto a personas en nuestro estado, condado o en cualquier lugar de Estados Unidos”, dijo la fiscal Mitchell, citada por CBS News.

En respuesta, ayer mismo Bragg comentó que la actitud de su homóloga en Arizona era “profundamente inquietante” y la acusó de “jugar juegos políticos en una investigación de homicidio”.

Almansoori es sospechoso de varios delitos en Florida, Arizona y Texas y tiene un historial de atacar a mujeres, incluyendo trabajadoras sexuales, destacó Fox News. Algunos casos sucedieron antes y otros después de que Oleas Arancibia fuese hallada muerta en Nueva York el 8 de febrero.

Los funcionarios de la policía de Phoenix creen que Almansoori es responsable de un intento de robo de auto y apuñalamiento de una mujer que logró sobrevivir en Glendale (Arizona), el pasado sábado 17 de febrero.

Al día siguiente, el domingo 18, supuestamente entró al baño de un restaurante McDonald’s en Surprise (Arizona) y apuñaló a una empleada mientras intentaba abusar de ella. El sospechoso huyó a pie, dejando a esa víctima herida.

Horas después Almansoori fue detenido a bordo un auto robado. Una vez bajo custodia policial al parecer admitió el ataque en el McDonald’s, junto con el incidente del cuchillo en Phoenix, e incluso le dijo a las autoridades que “buscaran en Google el hotel SoHo 54”, en referencia al homicidio de Oleas Arancibia.

Mediante el uso de tarjetas de crédito la policía rastreó su paradero desde Nueva York hasta Arizona. Las autoridades dijeron que Almansoori también había sido arrestado anteriormente en Florida y Texas por secuestro y agresión sexual.

En abril del año pasado fue acusado de golpear y agredir sexualmente a una mujer, así como de retenerla contra su voluntad, según una declaración jurada de la policía de Orlando, Florida. La víctima logró escapar de Almansoori y llamar al 911 desde un negocio 7-Eleven.

Según una declaración jurada de arresto de la Patrulla de Caminos de Florida, la policía estatal sorprendió a Almansoori un día después en el condado Sumter conduciendo el automóvil de esa mujer, que había sido denunciado como robado. Los registros judiciales muestran que salió de la cárcel en septiembre pasado y ese caso sigue abierto, con un juicio programado para marzo.

Oleas Arancibia no tenía una profesión u oficio conocido. Vivía en Queens (NYC) con su hijo mayor, pero desde hace aproximadamente un año se quedaba varias noches al mes en el hotel “SoHo 54” ubicado en Watts Street de Manhattan. Allí la encontraron muerta debajo de una manta junto a una plancha de ropa ensangrentada la mañana del 8 de febrero.

El día antes de su muerte, la ecuatoriana llegó al hotel usando unos pantalones de malla que luego no fueron encontrados en la habitación junto a su cuerpo. Curiosamente, un hombre fue captado en cámara de vigilancia saliendo del hotel luciendo esos mismos pantalones, considerados una pieza de mujer. La policía sospecha que se cambió de ropa porque la suya estaba muy manchada con la sangre de su posible víctima. Ese individuo parece ser Almansoori.

Oleas Arancibia tenía fragmentos de plástico incrustados en su cabeza, una indicación de la violencia que soportó, comentó el jefe de detectives de la policía de Nueva York, Joseph Kenny. Murió por compresión en el cuello y traumatismo craneoencefálico contundente, según una portavoz del médico forense de la ciudad (OCME), por lo que el caso ha sido declarado homicidio. La evidencia preliminar indicó que pudo haber tenido lugar una pelea en la habitación y la víctima tenía heridas en la cabeza y todo el cuerpo. Los padres de la víctima y su otro hijo de 13 años todavía viven en Guayaquil.

Todos los cargos son meras acusaciones y se presume que las personas procesadas son inocentes hasta que se pruebe su culpabilidad en un tribunal.  

En esta nota

Arizona Ecuador Queens SoHo

Suscribite al boletín de New York

Recibe gratis las noticias más importantes de Nueva York diariamente en tu email

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias!

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain