Ortega favorito en polémica reelección

Managua – El presidente de Nicaragua, el sandinista Daniel Ortega, llega como claro favorito a las elecciones del 6 de noviembre, en una polémica candidatura marcada por el aporte económico de su colega venezolano, Hugo Chávez, a su Gobierno.

Líder indiscutible del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) y próximo a cumplir 66 años, Ortega es tenido por las encuestas como casi seguro ganador, frente a una oposición atomizada en cuatro candidaturas, en su mayoría compitiendo más por ser la segunda fuerza política del país que por la victoria.

Con una intención de voto del 48 por ciento y una ventaja de 18 puntos sobre su principal oponente, el empresario de radio Fabio Gadea, el mandatario sandinista se perfila como virtual vencedor de las elecciones en la primera vuelta, algo para lo que necesita lograr el 35 por ciento de los votos y 5 puntos más que el segundo.

Ortega ha tenido como principal ayuda en su campaña electoral la cooperación de Chávez, traducida en los 1.944,5 millones de dólares que ha recibido en sus cuatro años y medio de Gobierno, fondos que administra al margen de la ley del presupuesto nacional.

El propio Chávez le ha expresado su apoyo cuando, gracias a una maniobra legal, burló la norma constitucional que le impedía aspirar a la reelección.

Los magistrados sandinistas de la Corte Suprema de Justicia, sin presencia de los de oposición, declararon hace dos años inaplicable el artículo 147 de la Carta Magna, que impedía la reelección continua de un presidente y limitaba a dos su número de mandatos.

Ortega lleva ya dos mandatos a sus espaldas, ya que tras gobernar Nicaragua por primera vez de 1985 a 1990, inició el segundo en 2007.