Juicio a punto

Esta semana podría iniciar caso de Paulina Rubio
Juicio a punto
Paulina Rubio deberá asistir al juicio en su contra en Miami.
Foto: AP

MIAMI, Florida.- El juicio contra la cantante Paulina Rubio por presunto incumplimiento de contrato de un concierto en Colombia, podría dar inicio esta semana si termina pronto un proceso previo al suyo en la corte de Miami, dijo el abogado de los demandantes, Richard Wolfe.

“Si el primer caso termina mañana [hoy], entonces seríamos llamados a empezar el miércoles; pero si el caso uno continúa hasta el miércoles entonces nuestro caso sería movido tres semanas hasta el próximo mes”, señaló Wolfe.

Agregó que la presencia de la llamada Chica Dorada es obligatoria durante el juicio que se realizará en un tribunal civil del condado Miami-Dade por la jueza Abby Cynamon.

El mes pasado, Cynamon negó a la defensa de la cantante una solicitud para postergar el juicio bajo el argumento de que les faltaba información para estar listos en el proceso.

La demanda contra Rubio fue presentada en Miami el 19 de noviembre de 2010 por CMG Entertainment Inc. de Miami, el Fondo de Cultura Mixta de Boyaca del Gobierno de Colombia y la Corporación Cultural Viva la Música.

La querella alega que la intérprete de música pop no se presentó a cantar en agosto de ese año en la ciudad de Tunya, en el festival Internacional de Cultura de Boyaca, en el centro de Colombia, para celebrar la elección del presidente Juan Manuel Santos.

Los demandantes afirman que a la artista se le dio un anticipo de 50 mil dólares por su actuación y otro adicional por 17 mil dólares.

La defensa sostiene que Rubio no pudo llegar al concierto por inconvenientes de transporte aéreo a Tunja y no por la falta de deseo.

Señala que los organizadores se comprometieron a poner el servicio de una avioneta para el traslado de la artista, y al final ellos mismos tuvieron que contratar una avioneta para llegar al concierto y que no los dejaron aterrizar en Tunja, al parecer por mal tiempo.

Los demandantes aseguran que el contrato estipulaba que Rubio viajaría en avión desde Medellín hasta Bogotá, y desde allí por tierra hasta Tunja.

Al evento, al que asistieron cerca de 25 mil personas, llegaron sin contratiempo artistas de la talla de Marc Anthony, los niños cantores de Viena y el también mexicano Marco Antonio Solís.

Los demandantes buscan que se les pague “daños y perjuicios” al solicitar a Rubio casi un millón de dólares.

Rubio también enfrenta un proceso de demanda de divorcio de su esposo, el español Nicolás Vallejo-Nágera, en un tribunal de familia del centro de esta ciudad a unos pasos de donde se llevará a cabo el juicio por presunto incumplimiento de contrato.