Baja de usuarios en Instagram tras anuncio sobre venta de fotos

De acuerdo con un reporte de AppData, el número de usuarios diarios activos de la herramienta bajó de 16.4 millones a 12.4 millones entre el 17 al 27 de diciembre

Baja de usuarios en Instagram tras anuncio sobre venta de fotos
Un representante de Instagram indicó que la data no es precisa.
Foto: EFE / JULIAN STRATENSCHULTE

Un 25 % de los usuarios de Instagram, la aplicación para compartir fotos, abandonaron el servicio en medio de la controversia por el interés de los operadores de la app en vender las imágenes de los internautas.

De acuerdo con un reporte de AppData, citado por varios medios, el número de usuarios diarios activos de la herramienta bajó de 16.4 millones a 12.4 millones entre el 17 al 27 de diciembre.

Cabe señalar que el conteo de AppData sólo considera los usuarios del servicio que se conectan mediante Facebook.

Un portavoz de AppData, que habló con el NYP dijo que “estaban seguros que el descenso se da como resultado de los cambios en los términos de servicios anunciados”.

Sin embargo, un representante de Instagram indicó a CNET que la data no es precisa. “Continuamos viendo un fuerte y constante crecimiento tanto en usuarios registrados y en usuarios activos de Instagram”, se indicó.

Para expertos en el tema lo anterior es significativo ya que, aunque es difícil medir la recurrencia de cada usuario de una app como Instagram, los datos brindan un panorama sobre el ritmo de recepción que mantienen.

Fue, precisamente, el día 18 de este mes que los seguidores del sistema se desbordaron en críticas contra la aplicación en distintas redes sociales, tras conocerse que la única manera para evitar que la empresa publicitara fotos de los cibernautas era cerrando la cuenta.

Los que, en un principio, ovacionaron la aparición del programa se mostraron decepcionados al anunciarse el cambio en los términos de uso que, alegadamente, permiten la venta de millones de fotografías sin crédito para los autores.

El cambio, supuestamente, lo hizo Facebook, que a mediados de año, adquirió por $1,000 millones a Instagram. El interés era permitir el uso de las fotos y otros datos de los usuarios para la publicidad que se añadirá a la aplicación.

Días después, la empresa rechazó que fuera a vender las fotos bajo el argumento de que sólo las usarán.

“Seremos claros, no es nuestra intención vender tus fotos”, escribió en el blog de Instagram su cofundador Kevin Systrom, quien de paso asoció la controversia con un problema de interpretación.

“Lo que nosotros queremos -y lo que queríamos dar a entender- es una realidad en la que usuarios y empresas puedan promocionar sus fotografías y cuentas para llegar al máximo de seguidores posibles”, añadió Systrom.